Cimarro el Invencible: ni Florentino es capaz de ganarle

Un vergonzoso favoritismo impide que ninguna otra empresa haya podido llevarse el concurso de Mérida en 13 años

3328
Florentino Pérez y Jesús Cimarro.
Florentino Pérez y Jesús Cimarro.

En el último “concurso” que de nuevo le ha dado la explotación del Festival de Mérida hasta 2024, Jesús Cimarro perdió en la oferta económica y solo “ganó” en las condiciones técnicas gracias a un pliego hecho a su medida, de modo que aquí le tenemos otra vez, eternizado por un período ininterrumpido de 13 años -algo inédito en la gestión de teatros y festivales públicos en España- y un negocio global en torno a los 50 millones de euros de dinero público en el conjunto del período, sin contar otras regalías, como subvenciones directas o explotación privada posterior de producciones financiadas con dinero público. Con Cimarro han competido estos años los mejores empresarios teatrales y no teatrales del país, incluyendo nada menos que a Florentino Pérez, pero en estas circunstancias tramposas nadie puede ganarle.

Mérida.-

El último concurso para la explotación del Festival de Teatro Clásico de Mérida en el cuatrienio 2021-2024 ha sido adjudicado de nuevo por la Junta de Extremadura al empresario teatral Jesús Cimarro. Sin embargo, la ganadora moral y económica del mismo ha sido la UTE liderada por la empresa SEDA, tal como informamos en este periódico el pasado día 7 de abril: Trampa mayúscula en Mérida: la verdadera ganadora es la UTE de SEDA, no Cimarro, que presentó una oferta un millón de euros más baja que la de Cimarro para el período. Sin embargo, Cimarro -que en 2024 llevará trece años ininterrumpidos explotando el pingüe negocio del Festival emeritense, de los cuales, cinco se le han dado a dedo, es decir, sin el preceptivo concurso previo- se llevó de nuevo el gato al agua en la parte técnica y artística, con la connivencia de las instituciones responsables del concurso.


Gigantes empresariales españoles, como EULEN o CLECE, han fracasado también en Mérida.


En resumen, aunque perdedor en la oferta económica, su propuesta “ganó” por una diferencia de puntos imposible de batir, dadas las maniobras realizadas en su favor, tanto por la injusta evaluación de la UTE de SEDA, como, sobre todo, porque el pliego de condiciones técnicas está diseñado exactamente a su medida, de modo que es imposible que en estas condiciones ningún otro empresario teatral, por buena que sea su oferta, pueda ganar jamás el concurso, precisamente porque hay condiciones muy bien puntuadas y hechas a su medida que solo puede “ganar él”.

Este favoritismo, como este periódico viene denunciando desde hace años, favoritismo que empezó en 2012 con José Antonio Monago (PP) al frente de la Junta de Extremadura (que fue el que le contrató por primera vez a dedo, dándole, sin el preceptivo concurso previo, la explotación del Festival y de las galas Ceres entre los años 2012 y 2015) y que se prolonga hasta 2024 bajo mandatos sucesivos de Guillermo Fernández Vara, le cuesta a Extremadura, como poco, cerca de cinco millones de euros de dinero público por sobrecoste, como este periódico publicó el pasado día 2 de junio (El favoritismo de la Junta con Cimarro le cuesta casi cinco millones de euros a Extremadura), que es la cantidad que la región se ahorraría de otorgar el concurso a las ofertas verdaderamente ganadoras y de posibilitar la libre competencia en igualdad de condiciones para todos los licitantes, cosa que no ocurre.


En estas condiciones es imposible que ningún otro empresario teatral gane jamás el concurso, aunque su oferta económica sea la mejor.


Con un pliego de condiciones técnicas -como venimos denunciando públicamente desde hace años: El nuevo contrato del Festival de Teatro de Mérida (15 millones) parece estar dado a dedo a Jesús Cimarro de antemano– hecho a la medida de Cimarro y sobrepuntuando en su favor en detrimento de sus competidores, que también ven su oferta técnica puntuada a la baja, es materialmente imposible ganar este concurso, por lo que algunas de estas empresas -reconocidas entre las más experimentadas y solventes del sector- han desistido definitivamente o se han planteado ya no volver a competir nunca más en Mérida, según han manifestado a este periódico.

SIETE EMPRESAS SISTEMÁTICAMENTE “DERROTADAS”

Con Jesús Cimarro/Pentación, eterno como único beneficiario ininterrumpido del millonario negocio del Festival de Mérida desde 2012, han competido en los últimos años por dicho concurso, de manera individual o agrupadas en UTE, las siguientes empresas teatrales españolas, algunas de ellas pertenecientes a los más importantes grupos empresariales del país, incluido el de Florentino Pérez:

* EULEN, S.A.
* Plural Multimedia y Ocio, S.L.
* CLECE, S.A.
* Grupo Marquina, S.L.
* Servicios Especializados en Distribución Artística, SEDA, S.L.
* Serveis de l´Espectacle FOCUS, S.A.
* Letsgo Entertainmet, S.L.

Son en total siete empresas que, solas o en UTE con alguna o algunas de la lista, han competido con Cimarro a lo largo de estos años, siempre con el mismo resultado negativo. Un resultado presuntamente amañado en su favor de forma que nadie más pueda ganar, como él mismo reconoció en declaraciones públicas realizadas en 2016 y como este periódico informó el 5 de marzo de este año: “Ya lo sabía”: Cimarro admite amaño en el concurso del Festival de Mérida 2016.

NI FLORENTINO PÉREZ

Llama la atención no ya que otras empresas tradicionales del sector sean “incapaces” de ganarle a Cimarro en Mérida, sino que tampoco lo logren las empresas más poderosas de España, con decenas de millares de empleados -como EULEN y CLECE-, que también gestionan teatros y eventos culturales de primer nivel en nuestro país, empresas habituadas a competir en toda clase de concursos públicos y a ganarlos. Y llama todavía más la atención esa derrota generalizada y sistemática de todos los competidores sin excepción, porque en su concurrencia reiterada al concurso de Mérida esas empresas incrementaron su fortaleza y experiencia en el sector teatral agrupándose en UTE con otras importantes de dicho sector.


El pliego de condiciones técnicas y artísticas está diseñado a la medida de Cimarro y eso contrarresta sobradamente que sus competidores hagan la mejor oferta económica.


Por fuentes diversas hemos sabido que Jesús Cimarro acostumbra a denigrar a sus competidores en Mérida utilizando artimañas incalificables, como este periódico publicó en diciembre de 2020: Sucia maniobra de Cimarro para desacreditar a su último competidor en el Festival de Mérida, información que no pudimos contrastar con él -ni esa ni ninguna- porque el señor Cimarro no responde a nuestras llamadas ni a nuestros correos solicitando su versión de los hechos. Un silencio muy elocuente.

Del mismo modo, hemos sabido que cuando la CLECE de Florentino Pérez ha intentado competir en el concurso del Festival de Mérida, Cimarro le ha criticado ante propios y extraños argumentando que ese empresario “del ladrillo” (la realidad es que las empresas de Florentino operan con éxito en múltiples sectores, incluido el teatral) no tiene nada que ver con el teatro, cuando la realidad es que dentro de CLECE existe lo que pudiéramos llamar una división teatral, que gestiona y ha gestionado prestigiosos teatros españoles y eventos culturales de alto nivel. Como si en sus comienzos en el mundo de la gestión teatral hace 25 años Cimarro tuviese algún tipo de experiencia ni formación en la materia, dado que ni siquiera pasó por la Escuela Superior de Arte Dramático (Sobrevaloración de un Cimarro que incluso carece de estudios).

Pero es que, además, la fortaleza de la candidatura de CLECE al concurso del Festival de Mérida se ha visto siempre reforzada al concurrir, en UTE, con una de las empresas teatrales con más solera de España, el Grupo Marquina, del reputado empresario Alejandro Colubi García. Así ocurrió, en efecto, en el concurso de 2016, cuando CLECE se unió en UTE a la empresa Marcus Teatral S.L., de Colubi. Juntos, Clece y el Grupo Marquina intentaron competir en los concursos de 2016, 2019 (que fue anulado por las múltiples irregularidades detectadas, para vergüenza de sus convocantes y para ejemplificación de lo que ocurre), y 2020, igualmente sin éxito, primero bajo la denominación UTE CLECE S.A.-Marcus Teatral S.L., y después con el nombre de KLEMARK Espectáculos Teatrales S.A.

Florentino Pérez, uno de los empresarios más importantes de Europa, siempre ha fracasado en el concurso del Festival. RTVE
Florentino Pérez, uno de los empresarios más importantes de Europa, siempre ha fracasado en el concurso del Festival. RTVE

DOS GIGANTES ELIMINADOS

EULEN, que tiene 82.000 empleados en España y en otros diez países, y que entre sus múltiples actividades gestiona y realiza también en el ámbito cultural, licitó sin éxito en el concurso de 2016 y desde entonces ya no ha vuelto a presentarse al concurso.

Pero si EULEN es un gigante empresarial español, con una solvencia técnica y financiera indiscutible, CLECE (75.000 empleados) pertenece a ACS, un grupo que supera con mucho a EULEN y que, con una veintena de grandes empresas internacionales en su seno, presencia en los cinco continentes, una capitalización en Bolsa de más de 22.000 millones de euros y cerca de 200.000 empleados, es uno de los más importantes de España y de Europa.

Pues bien, ni uno ni otro gigante empresarial, que están acostumbrados a licitar con éxito en toda clase de concursos referentes a todo tipo de actividades, incluidas las culturales y las teatrales, ni siquiera uniéndose a reconocidas empresas puramente teatrales han conseguido nada en los tres concursos celebrados hasta ahora para la concesión de la explotación del Festival de Mérida. ¿No es sorprendente? ¿No es sospechoso?

Como decimos, EULEN ya no se presentó a los concursos de 2019 y 2020. Y, según hemos podido saber de fuente fidedigna, CLECE tampoco tiene intención de volver a presentarse a partir de ahora, igual que otras empresas que han competido estos años o que pensaban competir. La parcialidad y el favoritismo de la Junta de Extremadura en favor de Cimarro las están llevando, una tras otra, al desistimiento. De modo que, en el concurso de 2024, lo más probable es que Cimarro será, por fin, el único candidato, y todo quedará a plena satisfacción de sus contratadores y de él mismo, a quienes gusta tan poco la libre competencia. Salvo que, como esperamos, la Justicia ponga las cosas en su sitio.

(NOTA 1: En repetidas ocasiones hemos intentado contrastar nuestras informaciones, de manera telefónica y por correo electrónico, con D. Jesús Cimarro, Pentación, Consorcio Patronato del Festival de Mérida y Junta de Extremadura, sin que en ningún caso hayamos recibido respuesta a nuestras peticiones de información y de contraste de datos. De todos modos, si las personas, entidades e instituciones concernidas encuentran algún error o apreciación equivocada en la presente información, les rogamos nos lo hagan saber a través de nuestro correo electrónico, para contrastar y proceder, en su caso, a la correspondiente rectificación. Llevamos años esperando que el empresario y las instituciones responsables respondan a estas cuestiones, pero hasta ahora solo hemos obtenido silencio.

NOTA 2.- Los lectores tienen en los enlaces que se incluyen a continuación la historia detallada de esta comedia de concurso, que le cuesta una millonada de excesos y sobrecostes a Extremadura).

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, 100 años de periodismo

OTRAS INFORMACIONES

El favoritismo de la Junta con Cimarro le cuesta casi cinco millones de euros a Extremadura

Fuentes cercanas a Cimarro y al Consorcio filtran la presentación de la programación del Festival de Mérida antes de la resolución de la Comisión Jurídica de Extremadura

Francisco Suárez: “Yo informé al presidente Vara y al Patronato de lo que ocurría en el Festival de Mérida”

Juicio Festival de Mérida 2007-2011: “Fernández Vara lo sabía todo”

Se consuma la trampa: el Patronato del Festival de Mérida da ganador del nuevo concurso a Cimarro

Lope García Tamarit (SEDA): “voy a llegar donde sea preciso, incluida la vía penal”

Trampa mayúscula en Mérida: la verdadera ganadora es la UTE de SEDA, no Cimarro

Sobrevaloración de un Cimarro que incluso carece de estudios

Aplazada por cuarta vez la Mesa de Contratación del concurso del Festival de Mérida 2021-2024

Ayer terminó el plazo de presentación, de ofertas al concurso, pero Cimarro ya tiene contratados los espectáculos para el Festival de Mérida 2021

“Ya lo sabía”: Cimarro admite amaño en el concurso del Festival de Mérida 2016

El presidente Vara y el Festival de Mérida están en un embrollo de difícil salida

“Cimarro tiene ultimada la programación del Festival de Mérida 2021 sin haber ganado el concurso”

Nuevas trabas del gerente al último competidor de Cimarro en el concurso del Festival de Mérida

Sucia maniobra de Cimarro para desacreditar a su último competidor en el Festival de Mérida

“La cifra facturada por Cimarro por la dirección y creación (379.040,59 euros) de las galas Ceres es escandalosa”

Jesús Cimarro cobró por la dirección de un espectáculo de dos horas lo mismo que el sueldo anual del presidente Rajoy

2012/2015, el cuatrienio del dedazo y el despilfarro de Monago y Cimarro en el Festival de Mérida

La Comisión Jurídica de Extremadura tumba otra vez el concurso que iba a dar de nuevo a dedo a Jesús Cimarro el Festival de Mérida 2021-2024

Paralizado de nuevo el concurso del Festival de Teatro Clásico de Mérida

Klemark y la UTE de SEDA, contra su eliminación del concurso del Festival de Teatro de Mérida

Las pruebas de la presunta arbitrariedad del concurso del Festival de Mérida

El gerente se carga de un plumazo al último competidor que quedaba frente a Cimarro

“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”

Mérida 2020: Cimarro sigue abusando nueve años después

Cimarro, o la avaricia rompe el saco

Quejas generalizadas del público por descontrol sanitario en el Festival de Mérida

El Festival de Teatro ¿Clásico? de Mérida 2020, otro fraude

Festival de Mérida, El País dice lo mismo que nosotros

“Dionisio”, otra prueba del fraude de Cimarro

¡Milagro: Cimarro vende entradas más rápido que Julio Iglesias!

Hacer del Festival de Mérida un “laboratorio” puede convertir a los extremeños en conejillos de indias

Las 14 razones por las que el Festival de Teatro de Mérida 2020 no debería celebrarse

Demanda contra el Patronato del Festival de Mérida por la adjudicación a dedo a Cimarro de la edición de 2020

El Consorcio del Festival de Teatro de Mérida está cometiendo una ilegalidad que puede tener graves consecuencias

Sigue el escándalo: el Consorcio del Festival de Mérida tiene que convocar un nuevo concurso y el director-gerente debe dimitir

Cimarro, principal beneficiario del Festival de Mérida, su gallina de los huevos de oro

La pandemia y las artes escénicas en América y en España

La Comisión Jurídica tumba el concurso del Festival de Mérida 2020-2023

La Medalla de la Vergüenza

El nuevo contrato del Festival de Teatro de Mérida (15 millones) parece estar dado a dedo a Jesús Cimarro de antemano

Escandalosa manipulación de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida

Festival de Mérida: 82.000 euros por función para Pentación/Cimarro frente a los 30.000 de las producciones extremeñas

Medalla de Extremadura: lo ridículo de premiarse a uno mismo

La IV Muestra Ibérica de Artes Escénicas, una “feria teatral”

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (y 3)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (2)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez

La política teatral extremeña, paraíso de la arbitrariedad y la impunidad

64º Festival de Teatro de Mérida: más mercantilismo que calidad

Un Festival de Mérida demasiado comercial de nuevo

Las producciones de Cimarro en el Festival de Mérida, una estafa estética

Una aclaración a “El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal”

El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal

Carta abierta a D. Jesús Cimarro a la espera de su (avisada) querella

Cimarro no ha recurrido el concurso del Festival de Mérida presuntamente amañado estando obligado a hacerlo

Continúa el escándalo: suspensión fulminante de la Mesa de Contratación del Festival de Mérida

Escándalo en el Festival de Mérida: “amañado el contrato (15 millones de euros) en favor de Cimarro”

Las numerosas y graves irregularidades de los premios Ceres puestas ahora al descubierto en exclusiva por PROPRONews

Premios Ceres: más de tres millones de euros quemados en cuatro noches

Los caprichos millonarios de Monago rozan lo punible

El escándalo de la publicidad institucional: despilfarro y compra de voluntades

Es falso que Cimarro haya reducido ni en un céntimo la deuda del Festival de Teatro de Mérida

Cimarro y Vara vuelven a mentir al decir que el Festival de Mérida tuvo superávit

Cimarro se forra con el Festival de Mérida

La interesada mentira de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida