lunes, 15 abril, 2024
spot_img
InicioCreativitasMúsicaRosa Morena, la estrella del flamenco-pop reconocida en todo el mundo

Rosa Morena, la estrella del flamenco-pop reconocida en todo el mundo

Un reciente libro rescata la figura de esta gran cantante que actuó en los mismos escenarios que las mayores estrellas internacionales de la música

Entre susurros de admiración en cada palabra y ante un público entusiasta que se agolpaba en la nueva sede de la Fundación CB, el flamencólogo y polifacético músico Manuel Iglesias Segura (presidente de la Asociación de Arte Flamenco de Badajoz) ha presentado recientemente su libro –prologado por la cantante Pilar Boyero, con brevedad y afecto- de aproximación biográfica, dedicado a la artista Manuela Pulgarín González, conocida como Rosa Morena. La gran estrella del flamenco-pop, hoy lamentablemente olvidada, triunfó en todo el mundo y se codeó con los más grandes artistas internacionales de su tiempo.

Badajoz, Extremadura.-

El autor en su ameno y bien construido relato, acompañado por evocadores vídeos musicales, resaltó la importancia de otorgarle el merecido reconocimiento a esta destacada figura extremeña del cante, así como de presentar su fascinante trayectoria a las nuevas generaciones, instándolas a descubrir el legado de la artista.

Iglesias, reconocido exponente de trayectoria flamenca de Badajoz, explicó que comparte la motivación detrás de la creación de este libro, patrocinado por la Fundación CB como parte de su colección «Personajes Singulares». La decisión de escribir sobre Rosa Morena se debió a la convicción de que su impacto en la transformación del flamenco hacia el ámbito pop no le había sido debidamente reconocido. Afirmó que la artista fue una figura revolucionaria en su tiempo, una musa que no solo marcó una era, sino que entonó sus letras en el alma de quienes, como él, la recuerdan personalmente, por haberla escuchado en su infancia a través de la televisión y la radio. Sus canciones, con su enfoque innovador, resonaron en el corazón de Iglesias, tejiendo la trama de sus recuerdos musicales y dando forma a su propia historia.

Portada del libro.
Portada del libro.

LA GÉNESIS DE LA OBRA

El autor manifestó que la génesis de la obra se remonta a más de un año, si bien el proceso de llevarla a la luz se vio dilatado por diversas limitaciones, no especificadas. En ese transcurso, entabló conexiones con aquellos que compartieron el privilegio de conocer a la protagonista, incluyéndome a mí, motivado por la lectura de algunas reseñas y artículos sobre la artista, facilitados por Miguel Murillo (publicados por él y por mí en los periódicos extremeños y en este medio, respectivamente).


Su impacto en la transformación del flamenco hacia el ámbito pop no le ha sido debidamente reconocido.


No obstante, resaltó que la mayor fuente de información se reveló a través de la colaboración familiar, especialmente de algunas hermanas que, con generosidad, aportaron prácticamente todo el cúmulo documental necesario. Asimismo, reconoció a Manuel Trejo Mogío, un entusiasta joven seguidor y amigo de la artista, que desempeñó un papel crucial al aportar la más valiosa información en el crisol del proyecto. De Trejo sabía que, como parte activa de un grupo de admiradores, años atrás, había solicitado al Ayuntamiento la consideración de pedir la Medalla de Extremadura para su ídolo inmortal. Pero este ruego, impregnado con la esencia de un grupo de seguidores unidos, no llegó a prosperar, quedando suspendido como una melodía inacabada en la sinfonía de homenaje a la inolvidable estrella extremeña.

El autor ha plasmado en su obra una respetuosa cercanía a la historia de la artista, revelando sus raíces en la infancia y su fascinante trayectoria. La luminosa presencia de una Rosa Morena que se manifestó durante sus años en la calle Felipe Checa de Badajoz, donde embellecía las noches con sus interpretaciones en un patio vecinal. En ese capítulo inicial de su ascenso, el presentador Bobby Deglané, que había sido capturado por la melodiosa voz de aquella joven de quince años que entonaba canciones de Antonio Molina, llamó a la radio pacense de Julián Mojedano –en la que también había cantado- para inquirir sobre ella. Este episodio marcó el inicio de su viaje a Madrid, donde, bajo el nombre inicial de Manuela de Badajoz, inició su deslumbrante carrera, posteriormente transformada en la inmortal Rosa Morena.

Manuel Iglesias, autor, presentando la obra junto a Manuel Trejo.
Manuel Iglesias, autor, presentando la obra junto a Manuel Trejo.

ESTRELLA ENTRE ESTRELLAS

A lo largo de su narración, la obra que está ilustrada con historiadas fotografías –procedentes de todo un museo de premios y recuerdos que tenía la artista en su casa- nos sumerge en la historia de sus muchas canciones y en algunas que desencadenaron cierta innovación. Y, máxime, en la historia de la vida de esta artista excepcional que desafió convenciones de la España franquista de los años 70, irradiando modernidad en una época de censura. Con audacia, interpretó su famosa Échale guindas al pavo (canción que se escuchó en todo el mundo como luego pasó con La Macarena de Los del Río), vistiendo atrevidos vestidos cortos, ganándose el título de «la flamenca más sexy», una osadía no exenta de críticas en aquel contexto.


En Nueva York recibió el prestigioso Premio de la Crítica, compartiendo escenario con iconos como Frank Sinatra, Judy Garland, Sammy Davis, Dean Martin y otros.


Conocida también como «la bomba española», Rosa Morena trascendió fronteras, dejando una huella indeleble en numerosos países latinoamericanos, como México, Argentina, Brasil, Chile, Venezuela, Costa Rica, Puerto Rico y otros, donde la veneraban como una deidad de la canción.

Su influencia también se hizo sentir en Nueva York, donde recibió el prestigioso Premio de la Crítica, compartiendo escenario con iconos como Frank Sinatra, Judy Garland, Dean Martin, Sammy Davis, metamorfoseando el flamenco en un vibrante pop. En su España natal se codeó con los artistas más relevantes de la época de los 70, incluyendo a las folclóricas más importantes (Lola Flores, Concha Piquer, Antoñita Moreno, Carmen Sevilla y otras) y fuese a donde fuese –hasta en Japón tuvo éxito- ella siempre llevaba consigo el orgullo de sus raíces en Extremadura, de Badajoz.

El autor y la prologuista, la cantante Pilar Boyero.
El autor y la prologuista, la cantante Pilar Boyero.

LA ENFERMEDAD

No obstante, dijo Iglesias que en la obra se resalta con especial énfasis aquellos momentos que dejaron una profunda impronta en su esencia, desde los desafíos de su difícil infancia hasta el amargo revés de ser diagnosticada de cáncer justo cuando estaba a punto de concretar un prometedor contrato cinematográfico en Hollywood (ella también protagonizó varias películas).

Asimismo, la narración incluye algunas anécdotas inéditas de índole erótica, revelando las facetas más sensuales de la artista. Con su innegable atractivo y ella que era muy sexy, hubo algunas veces que demostró su vena más picante. Ejemplo de ello fue cuando se quitó la ropa interior y se la dio a un presentador en directo. Incluso dio a conocer que el propio Camilo José Cela aseguró soñar con ella, porque era su mito erótico. Estos episodios, más que hitos, se erigen como las notas más conmovedoras de una sinfonía vital que resonará eternamente en la memoria de quienes se aventuren a descubrirla.

En las páginas del libro, el autor me menciona, evocando diversos episodios que atesoran los recuerdos de mi amistad con la talentosa artista. Momentos, que abarcan desde la infancia hasta nuestro emotivo encuentro en Puerto Rico, así como el de algunas actividades que despiertan la nostalgia de instantes compartidos durante la última etapa de su vida en Badajoz, que son hábilmente narrados, sumergiéndonos con gracia en la profundidad y riqueza de nuestra conexión. Dichos episodios están tomados de mi artículos, “ROSA MORENA EN MI MEMORIA” (El Periódico Extremadura, 25-5-2013) y con más minuciosidad y miramiento en este medio, en una semblanza que le dediqué tras el día de su fallecimiento: 2019, la triste despedida de una estrella.

Tras la presentación del autor hubo un interesante coloquio que se prolongó por más de una hora, en el que participaron bastantes admiradores de Rosa Morena, quienes parecían conocerla personalmente desde los días de su estancia en Badajoz. En el epicentro de las reflexiones, la atención se centró en la lamentable negligencia de las instituciones locales, que desgarraron las ilusiones de la gran artista por impulsar iniciativas que descubrieran los talentos artísticos de Extremadura. Entre esas ideas, la que acariciaba de poner en marcha -para la TVE- un proyecto con el título Extremadura busca una estrella.

Y especialmente se ahondó en el día doloroso de su despedida terrenal, un día en el que ninguna figura representativa de las instituciones municipales, provinciales, regionales, culturales, ni de colectivos, asociaciones o peñas flamencas, se dignó a estar presente en el sepelio de la grandiosa artista extremeña. Aunque, los medios de comunicación, de forma unánime, elevaron su renombrado arte tanto a nivel nacional como internacional, elogiando su contribución en la divulgación de la tierra que la vio nacer y los lugares que visitó.

Villafaina, con Rosa Morena y Lydia C. Salsedo, en la cena de un acto cultural en 2015.
Villafaina, con Rosa Morena y Lydia C. Salsedo, en la cena de un acto cultural en 2015.

Ambas reflexiones, son las mismas que resonaron en mis anteriores escritos, expresando mi lamento frente a la inexplicable falta de reconocimiento merecido. Quizás, como también había apuntado en un artículo sobre la estrella y el mismo tema el dramaturgo Miguel Murillo (galardonado con la medalla de Extremadura), diciendo que esto se debe a un «gran desconocimiento de etapas históricas que, en cualquier otro rincón, serían motivo de orgullo».

(José Manuel Villafaina Muñoz es licenciado en Arte Dramático, actor, director, autor, profesor y crítico teatral, con una trayectoria profesional de más de 50 años).

SOBRE EL AUTOR

José Manuel Villafaina, un profesional integral del teatro, nuevo colaborador de PROPRONews

OTROS REPORTAJES Y ARTÍCULOS

VIII Muestra Ibérica de las Artes Escénicas de Cáceres, una edición decadente
Trakalá Teatro y Zeatrón Teatro, dos ejemplos de compañías vocacionales mejores que algunas profesionales
Positivo balance del 46º Festival Internacional de Teatro de Badajoz
Festival de Mérida 2023: la calidad por encima de la mediocridad por una vez
Tres monstruos de las tablas en el XXXIV Festival de Teatro Clásico de Cáceres
Gran éxito del I Festival Nacional de Teatro Musical Vegas Altas
“Jerusalem”, de “Teatro del Noctámbulo”, mejor espectáculo extremeño de 2022
La VII Muestra Ibérica de las Artes Escénicas, una pequeña feria teatral/comercial otra vez
Juan Margallo, el extremeño más laureado del teatro español
Festival de Mérida 2022: flojo en contenido grecolatino y con casi un 30% menos de espectadores
Miguel Murillo, el gran gestor cultural de Extremadura
Miguel Murillo, el creador poseído por un sueño
VI MAE, el abuso de la ilusión y el fraude de la confusión
¿Qué pasa con los Festivales Iberoamericanos de Teatro en España?
Chema Escribano, medio siglo de sobresaliente creación
Francisco Pedraja, la desaparición de un gran artista y un gran hombre
“Antonio y Cleopatra”, “Hipatia de Alejandría” y “Los dioses y Dios”, espectáculos triunfadores del Festival de Mérida 2021
Festival de Mérida 2021: flojedad organizativa, abuso y mediocre teatro comercial
Carnaval de Badajoz 1996-2020, la etapa del PP: la amenaza del botellón masivo
Primera etapa, 1981-1983, protagonizada por la iniciativa ciudadana que rescató esta fiesta identitaria
Carnaval de Badajoz 1983-1995, el esplendor de una fiesta identitaria
66º Festival de Mérida: una edición mediocre montada con calzador
El Festival de Teatro ¿Clásico? de Mérida 2020, otro fraude
Cimarro, principal beneficiario del Festival de Mérida, su gallina de los huevos de oro
La pandemia y las artes escénicas en América y en España
La IV Muestra Ibérica de Artes Escénicas, una “feria teatral”
Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (y 3)
Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (2)
Extremadura, última colonia teatral del país otra vez

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Últimas Noticias