martes, 27 febrero, 2024
spot_img
InicioCreativitasExposición VirtualDavid L. Panea, esencia y sublimación del paisaje

David L. Panea, esencia y sublimación del paisaje

El gran artista sevillano rubrica su maestría en sus últimas creaciones y exposiciones

David López Panea es un artista extraordinario que, con cada exposición y con cada serie de nuevas creaciones, nos sorprende en su camino ascendente de depuración de su pintura, hasta encontrar y dominar la esencia de donde nace la verdadera creación artística. El paisaje, que es su temática preferida y casi única, alcanza en él una sublimación que pocas veces hemos visto en nuestra ya larga trayectoria de estudioso y crítico de arte. Desde el dibujo o el grabado más humilde hasta el óleo de gran formato, López Panea continúa desarrollando una admirable línea de encuentro plástico y espiritual con la esencia del paisaje, hasta extraer de él la verdad suprema que encierra toda expresión de la naturaleza y trasladarla al papel, a la tabla, al lienzo, como el mejor perfumista destila y atrapa el aroma hasta ese momento inaprehensible de una flor. Ofrecemos en esta ocasión a nuestras lectoras y lectores, dentro de nuestra sección de EXPOSICIONES VIRTUALES, una escogida muestra de las últimas que David ha llevado a cabo. Con las imágenes de esta EXPOSICIÓN VIRTUAL se incluye información del formato, la técnica y los precios de cada obra, tan asequibles como excelente inversión de coleccionista en un autor que, sin duda, alcanzará altas cotizaciones en el futuro. Por eso, ahora es el momento de comprar.

Sevilla.-

Venimos siguiendo con suma atención e interés a este artista desde hace años. Hemos observado su evolución en las últimas épocas, partiendo de un nivel previo ya de maestro, hasta alcanzar en la actualidad la altura eximia de los grandes. Le hemos dedicado, por eso, a lo largo del tiempo, diversos reportajes e informaciones (que nuestros lectores pueden leer en los enlaces que incluimos al final de éste, donde se incluye información sobre su amplio currículum y los importantes premios que ha cosechado hasta ahora), y en todos ellos hemos destacado el prodigio de su continuo crecimiento viniendo como viene de la altura, su continua mejora viniendo como viene de la alta calidad de su obra, y la depuración de su arte viniendo como viene de una obra ya muy depurada. Es decir, que donde parecería que ya no cabría hacerlo mejor, viene David con una nueva serie de cuadros y nos sorprende con otro paso suyo en su ya elevado camino de la excelencia.

David López Panea, un artista en plena madurez creadora.
David López Panea, un artista en plena madurez creadora.

Pocos artistas contemporáneos han logrado este dominio del paisaje, para plasmar la apariencia del paisaje y su secreto oculto, es decir, su faz y su alma. De los grandes pintores de retratos se destaca su capacidad no solo para reproducir fielmente la figura del retratado, sino, sobre todo, para captar su interior, su psicología, su carácter. Pues eso mismo es lo que hace David López Panea con los paisajes que “retrata”, logrando el fruto difícil de trasladarnos el espíritu oculto del paisaje, eso que toda escena natural guarda dentro de sí y que pocos son capaces de ver y, menos, de traer a la obra artística. Cuando no creíamos que pudiera sorprendernos otra vez, David nos asombra de nuevo con cada nueva aportación suya a la mejor pintura de paisaje.

Obra de la serie NEOZUM. Óleo-lienzo. 100x80 cm.
Obra de la serie NEOZUM. Óleo-lienzo. 100×80 cm.

ENTRE LOS GRANDES DEL PAISAJE

En su depurado tránsito por esta modalidad artística que tan buenos representantes tiene en la pintura española de todos los tiempos, nómina de la que él ya forma parte, David López Panea ha ido pasando de etapas más figurativas (sin serlo del todo) a la actual del paisaje tomado no solo como algo reproducible pictóricamente, sino como expresión estética en sí, en lenguaje plástico, de modo que su obra, sin dejar de ser esencialmente paisajística y reconocible, se adentra también en la abstracción más lograda.

Como era lógico esperar, esta evolución ha sido un recorrido natural en alguien que ha trascendido lo que la escena natural muestra, para hallar lo que contiene, convirtiendo el paisaje no en estampa, sino en sentimiento, en misterio, en idea, de modo que el fondo se superpone a la forma -sin perder ésta su función expresiva- y lo hasta ese momento invisible se apodera de lo visible, y lo transforma en una imagen que ya no es solo lo que podía verse a simple vista, sino, sobre todo, la visión profunda de lo que el paisaje encierra dentro de sí, la cara oculta de un mundo que se hace patente porque el artista la recrea desde su intuición y su fantasía.

Y esa recreación de la escena natural -una colina, una montaña, un bosque, un arroyo, un árbol, un roquedo…- contiene, además, el propio paisaje interior del artista, su concepción del arte y del ejercicio estético, su idiosincrasia -fruto de su talento natural, de su formación, de su virtuosismo técnico y de su infinita curiosidad-, de modo que, viendo tal o cual cuadro suyo, con tal o cual tema paisajístico, estamos descubriendo también el interior personal, intelectual y humano de uno de los grandes creadores de hoy, su filosofía de arte y de vida, su concepción del mundo y su solidario abarcamiento protector de toda fragilidad natural o humana. Porque dentro de sus cuadros, la realidad del ser humano está presente por omisión, de modo que su eco se puede captar aunque ninguna figura humana aparezca en su obra nunca; logro extraordinario además, dado que la naturaleza que David pinta, el paisaje que recrea, suelen ser siempre salvajes, prístinos, si ninguna huella de la mano humana como la presente en la obra, por ejemplo, de Ortega Muñoz.

Centro de Arte Crisol.
Centro de Arte Crisol.

UN MAESTRO ABIERTO A LOS DEMÁS

David López Panea es un maestro y, como tal, ejerce un magisterio fecundo y generoso, porque lo hermoso que siente y lo mucho que sabe, en lugar de guardárselo para sí, lo abre, lo muestra y lo comparte con los demás. Ese es el sentido de ese prodigio de aprendizaje y creación que es el Centro de Arte Crisol, fundado por David, que sigue acogiendo a nuevos creadores, despertando vocaciones e impartiendo magisterio en pleno barrio sevillano de Los Remedios, cuyos datos puede consultar el lector en esta guía de la Junta de Andalucía: Salón de Arte Crisol.

David en su estudio y Centro de Arte Crisol.
David en su estudio y Centro de Arte Crisol.

Crisol es el estudio del artista y también es taller para investigación y nuevas experiencias suyas y de otros creadores y discípulos, aula de enseñanza, sala de exposiciones, sede de la correspondiente asociación cultural, faro cultural que irradia su luz sobre el barrio de Los Remedios, lugar de convivencia y encuentro de artistas, estudiantes y aficionados, entre otras cosas, y es también otra prueba del espíritu generoso de David, cuya sensible humanidad le induce siempre a esta apertura permanente hacia los demás. Porque si él es grande como artista, lo es igualmente como ser humano y como persona.

EXPOSICIONES RECIENTES

La prestigiosa galería sevillana Magasé Art Gallery abrió la temporada 2023-2024 con una magnífica exposición de David López Panea en septiembre del año pasado. La muestra reunió una veintena de piezas de diferentes formatos, todas ellas realizadas y producidas para la ocasión, en las que el artista ha seguido ahondando en la investigación sobre la representación del paisaje. La muestra contó con un texto de Lope Azaustre y Montpán de la Prada, activista independiente, crítico de arte y comisario, cuyo conocimiento profundo del trabajo del artista aporta un valor significativo al espectador, y que, por su interés reproducimos a continuación.

Igualmente, los medios de comunicación andaluces se hicieron eco de manera significativa de estas últimas muestras de López Panea. Como muestra, esta entrevista en el Diario de Sevilla: «Es más interesante hacer arte de barrio que coger las Atarazanas y convertirlo en un supermuseo».

Obra de la serie NEOZUM. Óleo-lienzo. 100x80 cm. 2.000 euros.
Obra de la serie NEOZUM. Óleo-lienzo. 100×80 cm. 2.000 euros.

NEOZUM – ZUM

Zum, del inglés zoom, designa al aparato óptico que, acoplado a una cámara, y gracias a un juego de lentes, modifica el ángulo de visión con intención de acercar o alejar un objeto. Con el zum puedes acercarte tanto a él que pierdes la perspectiva, y al final la imagen obtenida es un detalle irreconocible, desdibujado, solo forma. Así le ocurre al protagonista de la película Blow Up, de Antonioni, que cree ver un asesinato en la fotografía que acaba de positivar en su estudio. Amplía y amplía la imagen hasta que desaparece el motivo y solamente obtiene una serie de manchas negras de bella composición similar a algunas obras de Clifford Steel o Robert Motherwell o incluso de nuestro Manuel Barbadillo (diría que incluso más a este último autor).

¡Zum! Es también una interjección que se asocia en los comics a un movimiento de rapidez súbita, como cuando uno sale al vuelo y se da el piro a la carrera, o cuando un superhéroe desaparece y solo queda de él un rastro de su presencia, una estela porque se mueve a la velocidad del viento. Porque el viento también puede hacer ese sonido, ¡zum!, cuando embiste con fuerza a un árbol o al techo desbaratado de una casa en el campo: ¡Zum! También aparece como interjección en golpes como ¡Pum! o ¡Plaf!

En este último trabajo que nos presenta David L. Panea se conjugan estas ideas: es un arte directo, de acción, impactante, eléctrico, violento, catastrófico. Sin abandonar la figuración y fiel a la representación del paisaje, donde sin duda es uno sus más interesantes referentes, nos sorprende en esta ocasión con un trabajo elaborado de una manera hasta cierto punto irracional, o al menos con una intención automática a la hora de esparcir el color sobre el lienzo, como dejándose llevar, trabajando en el suelo como lo haría un niño, moviéndose en diferentes direcciones, con desapego, casi con desprecio. En un proceso-viaje donde, con ojos vírgenes, Panea amplía el zum y está en la pintura, dentro, ¡zum!

Jean Fautrier, Dubuffet o Michaux en Europa, o Pollock, De Kooning, Gorky o Cy Twombly en Norteamérica, participarían de esta manera de pintar y mirar tan pura en los años 50 y 60. Luego vendrían en los 70 y 80 una nueva ola de artistas que volvería a pintar con un sentido de libertad renovado. Baselitz, Penk, Kirkeby o Lüpertz en Alemania y Dinamarca o Chia, Paladino o Cucchi en Italia. Todos llevan a gala la falta de estilo: algunos se consideran pintores domingueros, algo maravilloso. En general una pintura desenfadada, macarra, chirriante e incluso fea… ¡zum!

Creo que estamos en un momento histórico en el que puede decirse que esta manera de hacer pintura, o bien podemos considerar que ha seguido desarrollándose en el tiempo, o al menos hay una serie de artistas contemporáneos que trabajan de esta guisa, una recuperación estilística sin estilo.

Declaro pues que David López Panea, heredero al igual que muchos artistas de su generación de todos estos grandes históricos y contemporáneos a los que me he referido, es un auténtico artista Neozum, y que esta exposición supone, sin duda, una genial y chispeante vuelta de tuerca a una carrera ante la que nadie puede quedar indiferente. Pasen y vean”.

Lope Azaustre y Montpán de la Prada
(Activista independiente, crítico de arte y comisario de la exposición).
La serie de obras de NEOZUM puede verse en la siguiente galería:

CAMPAMENTO BARROCO

Obra de la serie CAMPAMENTO BARROCO Técnica mixta sobre papel. 100x70 cm.
Obra de la serie CAMPAMENTO BARROCO Técnica mixta sobre papel. 100×70 cm.

La serie titulada Campamento Barroco, perlas y bultos, es el fruto de una singular experiencia artística que David López Panea llevó a cabo recientemente en el entorno del Museo Vostell Malpartida (Cáceres), en ese extraordinario universo de granito y naturaleza que se llama Los Barruecos, un lugar con fama internacional que puso en el mapa del arte el recordado creador alemán Wolf Vostell.

En dicho lugar, López Panea se integró durante varios días en ese paisaje alucinante, viviendo en el mismo en una tienda de campaña, realizando una serie de obras sobre el terreno e incluso utilizando la propia tierra del lugar como materia, en unos soberbios trabajos de técnica mixta que luego se expusieron en el propio museo, y cuyas resultados pueden verse en la siguiente galería.

UNA ASCENDENTE Y FRUCTÍFERA CARRERA

David López Panea vive y trabaja en Sevilla. Cabe mencionar algunas de sus exposiciones individuales más recientes: Campamento Barroco, perlas y bultos, en el Museo Vostell Malpartida de Cáceres; Locus Furia: cárcavas y veredas, en la Fundación Pons, Madrid; El Charco de los Perros, Museo Pérez Comendador- Leroux, Hervás; Programa Estudio Abierto, Innoacción Microlab, Action Painting, MECA, Almería; Territorio Sur, Fundación Madariaga, Sevilla, entre otras exposiciones individuales y colectivas.

Su obra está representada en colecciones, museos e instituciones como la Fundación El Monte, el Museo Pérez Comendador-Leroux, la Fundación Cajasol, el Ayuntamiento de Utrera, la Fundación Focus-Abengoa, la Colección Grúas Lozano, la Fundación Pons, etc.

CONTACTO DAVID LÓPEZ PANEA

Web: David López Panea

Salón de Arte Crisol Asociación Cultural

C/ Fernando IV, nº 6, 41011-Sevilla.

Teléfono: 699323113

(NOTA: La sección Exposición virtual de nuestro periódico está destinada a promocionar a artistas de reconocido prestigio, cuya obra permanece aún al alcance de museos, galerías, instituciones, aficionados, coleccionistas e inversores en arte a precios realmente asequibles para la calidad y el valor de las piezas que se exponen. Esta labor de PROPRONews es totalmente desinteresada y no tiene otra finalidad que ofrecer a nuestras lectoras y lectores lo mejor del panorama artístico actual, dar a los coleccionistas y compradores la ocasión de adquirir obras de alto nivel y colaborar con los artistas en la divulgación y promoción de sus creaciones).

(José María Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son AbeceImagindario (fotolibro, Fundación Caja de Badajoz), Lencero, el hombre que no se encontró a sí mismo (biografía, Fundación Caja Badajoz), y Susana Leroy (novela, Fundación José Manuel Lara/Grupo Planeta).

SOBRE EL AUTOR

José María Pagador Otero

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTROS REPORTAJES SOBRE EL ARTISTA

Crucibulum Hispalense, la última genialidad de David López Panea
“El Charco de los Perros”, otra muestra de pintura genuina de David López Panea
Otra lección de paisaje de David López Panea
López Panea, paisajista esencial
David López Panea

OTRAS EXPOSICIONES VIRTUALES

Alfonso Doncel, creador de mundos
“ARTHINGKS (cosas de artista)”, esculturas y pinturas de Alfonso Doncel, PURO ARTE
Martín Ballesteros, el gran maestro contemporáneo del surrealismo

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Últimas Noticias