El gerente se carga de un plumazo al último competidor que quedaba frente a Cimarro

Despreciando la resolución de la Mesa de Contratación, Pedro Blanco ha eliminado también a la UTE inicialmente admitida, junto a Pentación, como participante en el concurso para gestionar el Festival en el cuatrienio 2021-2024, cuyo importe sobrepasa los 20 millones de euros

1573
Cimarro, con el gerente del Consorcio, que ahora le ha abierto la puerta definitiva al nuevo contrato. JUNTAEX
Cimarro, con el gerente del Consorcio, que ahora le ha abierto la puerta definitiva al nuevo contrato. JUNTAEX

El escándalo en torno al Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida no solo no termina, sino que se agrava por momentos. Cuando, después de la eliminación de dos de las cuatro empresas concurrentes, por la Mesa de Contratación previa al nuevo concurso, ya creíamos haberlo visto todo, la organización vuelve a sorprendernos con algo inimaginable. La anulación, como decisión personal de un solo funcionario, Pedro Blanco Vivas, director-gerente del Consorcio del Patronato del Festival, de la resolución de la Mesa de Contratación de admitir la participación, junto a la Pentación de Cimarro (por supuesto), de una UTE formada por tres empresas -entre ellas, la que tiene demandada a la organización por la concesión a dedo al propio Cimarro de la edición de 2020 que acaba de finalizar-, era algo inimaginable que, sin embargo, ha ocurrido. Ahora solo queda Cimarro como licitante para el nuevo cuatrienio, pero parece que no será posible volver a darle a dedo el contrato porque la ley, que aquí parece ser ignorada, lo impide, aunque el procedimiento para dárselo haya sido ya puesto en marcha, con fecha de hoy mismo, por el Consorcio.

En nuestra última información sobre este nuevo escándalo se pronosticaba que, como ha pasado siempre desde 2012 hasta ahora, “Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”. No han pasado ni 48 horas cuando un nuevo capítulo de esta oscura historia interminable vendría a confirmar lo publicado, dado que, después de la eliminación de dos de las empresas licitantes por La Mesa de Contratación, la tercera y última que quedaba frente a la candidatura de Cimarro, una UTE formada por SERVICIOS ESPECIALIZADOS EN DISTRIBUCIÓN ARTÍSTICA, S.L. (SEDA), PLURAL MULTIMEDIA Y OCIO, S.L. y LETSGO ENTERTAINMENT, S.L., ha sido eliminada también de un plumazo por el gerente del Consorcio del Festival, Pedro Blanco Vivas, contraviniendo la resolución de la propia Mesa de Contratación.


Al parecer, los ocho miembros de la Mesa de Contratación son menos competentes como funcionarios que el gerente del Consorcio.


AMAÑOS Y SUSPENSIONES

2019 – PRESUNTO AMAÑO DEL CONTRATO: Para que nuestros lectores puedan entender lo que sucede y seguir el hilo de este cada vez más enrevesado asunto, tenemos que rebobinar lo acontecido. Como hemos venido publicando en este periódico a lo largo del tiempo (y ante la pasividad de la prensa local frente a estos abusos), el nuevo concurso para adjudicar el Festival durante el cuatrienio 2020-2023, dado que en 2019 expiró el contrato del cuatrienio anterior que había sido adjudicado a Cimarro, “estaba amañado”, según denuncia de alguna de las partes, información que publicamos el 20 de junio de 2019 (Escándalo en el Festival de Mérida: “amañado el contrato (15 millones de euros) en favor de Cimarro”).

JUNIO 2019 – SUSPENSIÓN DE LA MESA DE CONTRATACIÓN:A continuación, la Mesa de Contratación que se convocó en 2019 como paso previo al nuevo concurso fue suspendida fulminantemente, tras los recursos de dos de las empresas participantes y la denuncia de este periódico, información que publicamos el 24 de junio de dicho año (Continúa el escándalo: suspensión fulminante de la Mesa de Contratación del Festival de Mérida).


La admisión de la UTE de SEDA fue aprobada por unanimidad de la Mesa de Contratación y comunicada oficialmente a la empresa.


SEPTIEMBRE 2019 – ANULACIÓN DEL CONCURSO POR LA COMISIÓN JURÍDICA DE EXTREMADURA: Pocos meses después, la Comisión Jurídica de Extremadura, como consecuencia de tales recursos y denuncias, decide anular el propio concurso, tal como nosotros publicamos el 16 de septiembre de 2019 (La Comisión Jurídica tumba el concurso del Festival de Mérida 2020-2023).

SEPTIEMBRE 2019 – LA JUNTA, OBLIGADA A CONVOCAR UN NUEVO CONCURSO, DA A DEDO A CIMARRO EL FESTIVAL DE 2020: Tras la anulación del concurso, el Consorcio se vio obligado a convocar otro nuevo, tras la pésima gestión de su gerente, Pedro Blanco Vivas, hecho del que informamos el 23 de septiembre de 2019 (Sigue el escándalo: el Consorcio del Festival de Mérida tiene que convocar un nuevo concurso y el director-gerente debe dimitir).

Pero, en lugar de convocar urgentemente el nuevo concurso del cuatrienio 2020-2023, para lo que había tiempo suficiente desde mediados de septiembre de 2019 cuando la Comisión Jurídica tumba el anterior, el Consorcio y la Junta de Extremadura vuelven a darle a dedo a Cimarro el Festival de 2020, con la excusa de garantizar que, dada la (inexistente) premura de fechas, se garantice la celebración de la edición de este año, cosa que publicamos el 6 de noviembre de 2019 (El Consorcio del Festival de Teatro de Mérida está cometiendo una ilegalidad que puede tener graves consecuencias).

DEMANDA JUDICIAL CONTRA LA ADJUDICACIÓN A DEDO DEL FESTIVAL DE 2020: La reacción de las empresas perjudicadas por esta decisión es inmediata, y SEDA, con el apoyo de las otras licitantes, demanda al Consorcio ante un Juzgado contencioso-administrativo de Mérida, tal como publicamos el 9 de mayo de 2020 (Demanda contra el Patronato del Festival de Mérida por la adjudicación a dedo a Cimarro de la edición de 2020), demanda aún que está pendiente de sentencia.


Ya está en la Plataforma de Contratos el plazo hasta el 27 de septiembre para presentar la oferta que, eliminados todos sus contrincantes, solo puede cumplimentar Cimarro.


El Festival de 2020 se ha celebrado explotado nuevamente por Cimarro y ahora llegamos a la situación actual, con la presentación de cuatro empresas (incluida Pentación, claro), que solicitaron a la Mesa de Contratación participar en el concurso.

20 AGOSTO 2020 – RESOLUCIÓN DE LA MESA DE CONTRATACIÓN: DOS DENTRO Y DOS FUERA: Como publicamos el pasado día 25 de agosto (“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”), cinco días antes la Mesa de Contratación del Consorcio del Patronato del Festival de Mérida emite una resolución por la que admite las candidaturas de Pentación (claro) y de la UTE SERVICIOS ESPECIALIZADOS EN DISTRIBUCIÓN ARTÍSTICA, S.L. (SEDA), PLURAL MULTIMEDIA Y OCIO, S.L. y LETSGO ENTERTAINMENT, S.L, y deja fuera a KLEMARK y a FOCUS.

LA UTE CUMPLE TODOS LOS REQUISITOS, DE MANERA SIMILAR A PENTACIÓN: La Mesa de Contratación en su evaluación de las solicitantes, recoge que la UTE citada, en materia de “solvencia económica y financiera” tiene un “volumen de negocio” de 3.515.034, 52 euros, algo superior, por tanto al de Pentación (3.269.004,93), tiene un “patrimonio neto” de 894.679,76 euros, algo inferior al de Pentación (1.208.563,84) y una “solvencia técnica” de 2.426.019,43 euros, prácticamente igual que la de Pentación (2.554.693,75).

20 AGOSTO 2020 – LA UTE ES ADMITIDA POR UNANIMIDAD: Como consecuencia de esta evaluación, la UTE citada es admitida por la Mesa de Contratación para participar en el concurso. El dictamen de la Mesa, por unanimidad de sus miembros según hemos podido saber, dice textualmente de esta candidatura: “Admitida.- Presenta toda la documentación conforme a lo requerido en el PCAP” (Pliego de Cláusulas Administrativas Particulares).

Pedro Blanco, director gerente del Consorcio. JUNTAEX
Pedro Blanco, director gerente del Consorcio. JUNTAEX

OCHO ALTOS FUNCIONARIOS DE TRES INSTITUCIONES DISTINTAS INTEGRAN LA MESA DE CONTRATACIÓN: Los ocho altos funcionarios, pertenecientes a tres administraciones distintas (Junta de Extremadura, incluida su Presidencia, Ayuntamiento de Mérida y Consorcio Ciudad Monumental Mérida, que no hay que confundir con el Consorcio del Festival) que deciden por unanimidad admitir la candidatura de la UTE son los siguientes:

PRESIDENTE Ángel R. Carrasco Sayago, Jefe de Servicio de Contratación y Régimen Interior de la Consejería de Cultura, Turismo y Deportes.

SECRETARIO Isidro Bolaños González, Jefe de Sección Régimen Interior de la Consejería Cultura, Turismo y Deportes.

VOCALES Francisco Manuel Martín Antequera, Interventor Delegado de la Consejería de Cultura, Turismo y Deportes. María de la O Orrego Torres, Técnico Sección Contrataciones Ayuntamiento Mérida, como suplente. María del Carmen Trejo Mostazo, Gerente Consorcio Ciudad Monumental Mérida. Mercedes García Ortiz, Jefa de Servicio de Gestión Económica y Contratación de la Presidencia de la Junta de Extremadura. Javier de Manueles Muñoz, Letrado de la Junta de Extremadura. Sergio Jorge Palma Orantos, Jefe Sección Relaciones con Fundaciones y Consorcios Sector Público de la Consejería Cultura, Turismo y Deportes, como suplente.

20 AGOSTO 2020 – LA INSTITUCIÓN COMUNICA A PENTACIÓN Y A LA UTE QUE HAN SIDO ADMITIDAS AL CONCURSO Y HACE PÚBLICA SU RESOLUCIÓN: El mismo día 20 de agosto, la institución comunica a las dos candidaturas que siguen en pie, su admisión a la participación en el concurso y hace pública con ello su resolución, como así lo publicamos nosotros el día 25 de agosto (“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”), y dos días después algún medio de la prensa local (Dos empresas de las cuatro que se presentaron siguen adelante para gestionar el Festival de Mérida).

En ese momento, los periodistas teníamos claro que al menos estas dos empresas participarían en el concurso.

27 AGOSTO 2020 – PEDRO BLANCO VIVAS ELIMINA A LA UTE ADMITIDA POR LA MESA DE CONTRATACIÓN: Y, asombrosamente, el 27 de agosto actual, es decir, ayer, el gerente del Consorcio, Pedro Blanco, en un extenso documento de 8 páginas que obra en nuestro poder (la resolución de la Mesa de Contratación solo tiene 4) resuelve, de manera unipersonal, y despreciando lo resuelto por la Mesa, la eliminación de la UTE, alegando que la documentación que dicho órgano había dado por buena no le vale a él.

Inconcebiblemente, una sola persona, este gerente, impone su criterio individual por encima del criterio unánime de ocho funcionarios, entre los que se encuentran nada menos que el Jefe de Servicio de Contratación y Régimen Interior de la Consejería de Cultura, Turismo y Deportes, el Interventor de dicha Consejería, la Jefa de Servicio de Gestión Económica y Contratación de la Presidencia de la Junta de Extremadura y un letrado de la Junta de Extremadura, entre otros cualificados técnicos.

DOS ALTERNATIVAS: De la confrontación entre la resolución de la Mesa y la de Pedro Blanco solo cabe interpretar dos alternativas: o unos u otro son pésimos funcionarios y no saben lo que se traen entre manos, o el asunto huele a presunta prevaricación de no se sabe quién.


La Ley de Contratos del Sector Público dice: “En cualquier caso, el número de candidatos invitados debe ser suficiente para garantizar una competencia efectiva” y eso, con solo Cimarro, no es posible.


28 AGOSTO – CAMINO LIBRE A CIMARRO COMO ÚNICO: Y al día siguiente de esta increíble decisión del gerente del Festival, es decir, hoy mismo, 28 de agosto, la propia Gerencia que detenta Pedro Blanco, ha colocado ya en la Plataforma de Contratación del Sector Público la “fecha fin de presentación de la oferta”, que concluye el 27 de septiembre próximo, a las 23,59 horas. Esto quiere decir que, eliminados por una causa o por otra los otros tres candidatos, solo Cimarro puede presentarse y, por tanto, volvería a dársele a él la explotación de otros 4 años del Festival.

MÁS DE 20 MILLONES DE EUROS DE DINERO PÚBLICO: El contrato está tasado en 14.960.000 euros, según lo publicado por el Consorcio en la Plataforma de Contratación del Sector Público. Pero a esa cifra hay que sumar la recaudación de taquilla, que se estima en una media de 1,5 millones por edición del Festival, como mínimo, lo que hace un total de alrededor de 21 millones de euros.

LA LEY DE CONTRATOS DEL ESTADO LO IMPIDE: Pero, claro, eso será si el presidente de la Junta de Extremadura no tomase cartas en el asunto, si las acciones que preparan los perjudicados no prosperasen, y si no se respetase lo que dice tajantemente la Ley de Contratos del Sector Público en su artículo 162,2: “En cualquier caso, el número de candidatos invitados debe ser suficiente para garantizar una competencia efectiva.” Y, evidentemente, con el enjuague que presuntamente parece haber aquí, la competencia efectiva ha sido eliminada, al pasar a la fase de concurso únicamente Cimarro (¡qué casualidad!).

Es dinero público, mucho dinero público, y se trata no de contratar a un solo señor por incomparecencia forzada de los demás, lo que conllevaría el mayor coste para las arcas públicas pues, al no tener competencia, Cimarro no necesitaría bajar su oferta, sino de elegir la oferta más ventajosa en materia económica y artística.


El presidente de la Junta de Extremadura dice que no sabe nada del asunto.


El enredo es mayúsculo y no sabemos lo que puede ocurrir, pero fuentes jurídicas consultadas por nuestro periódico auguran que la UTE de SEDA (la empresa que ya ganó recursos contra tejemanejes anteriores del Festival y que lo tiene demandado actualmente por la contratación a dedo de Cimarro en 2020) ganaría una nueva acción judicial. También es posible que la Junta se viera obligada a decretar la convocatoria de un nuevo concurso, volviendo el procedimiento de licitación al principio de nuevo, y dando verdadera igualdad de oportunidades a todos los candidatos, que actualmente estudian acciones y no solo legales.

¿PARA QUÉ SE CONVOCA UNA MESA DE CONTRATACIÓN SI ES PEDRO BLANCO QUIEN DECIDE AL FINAL? Fuentes cercanas a las candidaturas rechazadas se preguntan que para qué se convoca una Mesa de Contratación, se molesta durante tres días a 8 funcionarios que tendrán otras cosas que hacer, y se hace perder el tiempo a empresas que saben de antemano que sus ofertas no prosperarán, cuando al final es el gerente del Consorcio del Festival el que decide de manera unipersonal, por encima de un órgano colegiado como la Mesa, eliminando de un plumazo al único competidor que quedaba frente a quien lleva ya 9 años explotando el Festival y, con esto, se eternizaría hasta los 13.

VARA NO SABE, NO CONTESTA: Hoy mismo hemos formulado una serie de preguntas sobre el caso al presidente de la Junta de Extremadura por whatsapp y su respuesta ha sido: “no te puedo contestar, porque no lo sé”. Ante esta respuesta, le hemos formulado otra pregunta: ¿Te puedes enterar y darme tu opinión? Estamos a la espera de que nos conteste.

Al final, nuestra información de hace tres días sobre que “Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024” está resultando profética. Pero no creemos que, visto lo ocurrido en las últimas 48 horas, demasiado burdo, y las acciones que se preparan, eso vaya a ser tan fácil.

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTRAS INFORMACIONES

“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”

Mérida 2020: Cimarro sigue abusando nueve años después

Cimarro, o la avaricia rompe el saco

Quejas generalizadas del público por descontrol sanitario en el Festival de Mérida

El Festival de Teatro ¿Clásico? de Mérida 2020, otro fraude

El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal

Festival de Mérida, El País dice lo mismo que nosotros

“Dionisio”, otra prueba del fraude de Cimarro

¡Milagro: Cimarro vende entradas más rápido que Julio Iglesias!

Hacer del Festival de Mérida un “laboratorio” puede convertir a los extremeños en conejillos de indias

Las 14 razones por las que el Festival de Teatro de Mérida 2020 no debería celebrarse

Demanda contra el Patronato del Festival de Mérida por la adjudicación a dedo a Cimarro de la edición de 2020

El Consorcio del Festival de Teatro de Mérida está cometiendo una ilegalidad que puede tener graves consecuencias

Sigue el escándalo: el Consorcio del Festival de Mérida tiene que convocar un nuevo concurso y el director-gerente debe dimitir

Cimarro, principal beneficiario del Festival de Mérida, su gallina de los huevos de oro

La pandemia y las artes escénicas en América y en España

La Comisión Jurídica tumba el concurso del Festival de Mérida 2020-2023

La Medalla de la Vergüenza

El nuevo contrato del Festival de Teatro de Mérida (15 millones) parece estar dado a dedo a Jesús Cimarro de antemano

Escandalosa manipulación de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida

Festival de Mérida: 82.000 euros por función para Pentación/Cimarro frente a los 30.000 de las producciones extremeñas

Medalla de Extremadura: lo ridículo de premiarse a uno mismo

La IV Muestra Ibérica de Artes Escénicas, una “feria teatral”

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (y 3)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (2)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez

La política teatral extremeña, paraíso de la arbitrariedad y la impunidad

64º Festival de Teatro de Mérida: más mercantilismo que calidad

Un Festival de Mérida demasiado comercial de nuevo

Las producciones de Cimarro en el Festival de Mérida, una estafa estética

Una aclaración a “El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal”

El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal

Carta abierta a D. Jesús Cimarro a la espera de su (avisada) querella

Cimarro no ha recurrido el concurso del Festival de Mérida presuntamente amañado estando obligado a hacerlo

Continúa el escándalo: suspensión fulminante de la Mesa de Contratación del Festival de Mérida

Escándalo en el Festival de Mérida: “amañado el contrato (15 millones de euros) en favor de Cimarro”

Las numerosas y graves irregularidades de los premios Ceres puestas ahora al descubierto en exclusiva por PROPRONews

Premios Ceres: más de tres millones de euros quemados en cuatro noches

Los caprichos millonarios de Monago rozan lo punible

El escándalo de la publicidad institucional: despilfarro y compra de voluntades

Es falso que Cimarro haya reducido ni en un céntimo la deuda del Festival de Teatro de Mérida

Cimarro y Vara vuelven a mentir al decir que el Festival de Mérida tuvo superávit

Cimarro se forra con el Festival de Mérida

La interesada mentira de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida