Sucia maniobra de Cimarro para desacreditar a su último competidor en el Festival de Mérida

El empresario madrileño ha filtrado un documento privado de embargo relativo a la empresa SEDA, que estudia querellarse por posibles infracciones administrativas y penales

2139
El empresario teatral Jesús Cimarro. PENTACIÓN
El empresario teatral Jesús Cimarro. PENTACIÓN

El juego sucio debería estar desterrado de las competencias empresariales, y más si estas competencias tienen relación con las instituciones y afectan al dinero público. Lo contrario es competencia desleal. Después de la insistencia del director-gerente del Patronato del Festival de Teatro de Mérida en no aceptar la propuesta de la Mesa de Contratación de admitir al concurso a la UTE liderada por la empresa SEDA para competir con Jesús Cimarro por el contrato de los próximos cuatro años (unos 20 millones de euros), dicho órgano le ha instado por segunda vez a admitirla, pese a lo cual, el gerente sigue poniendo trabas inexplicables a la concurrencia de dicha UTE (de lo que informaremos en detalle próximamente). Y hoy, como si no hubiéramos visto ya todo lo imaginable en este vodevil de concurso, ha surgido un nuevo episodio nada claro de filtración de un documento de embargo que afecta a la empresa SEDA, documento de sencilla explicación, pero que, entre otras cosas presuntamente punibles para el filtrador, desvela datos privados y afecta a la reputación de la misma.

Mérida.-

Esta misma tarde este periodista recibía vía whatsapp el PDF de un oficio de embargo de un Juzgado de Madrid por importe de 99.525,44 euros, contra la empresa Servicios Especializados en Distribución Artística S.L. (SEDA), que mire usted por dónde es la compañía que lidera la UTE que trata de competir (si el director gerente del Consorcio, Pedro Blanco Vivas lo tiene a bien) con Pentación, la empresa del empresario Jesús Cimarro, que es quien desde 2012 -nueve años ya, cinco de ellos a dedo, y otros cuatro, hasta 2023, que parece casi seguro que se le volverán a dar- explota económicamente el Festival y otras actividades relacionadas con él.


El documento parecía poner en duda la solvencia y la reputación empresarial de SEDA, además de desvelar datos personales protegidos por la correspondiente ley.


El documento, visto así, sin contraste ni explicación de parte, parecía poner en duda la solvencia y la reputación empresarial de SEDA, además de desvelar datos personales protegidos por la correspondiente ley.

PREGUNTAS

El PDF traía anejo el mensaje “un embargo para SEDA” y me lo enviaba un periodista amigo, de los que suelen cubrir el Festival de Teatro de Mérida y que, por eso, tiene relación relativamente frecuente con Jesús Cimarro. Aunque yo ya sabía que tenía que ser el propio Jesús Cimarro el que estuviese filtrando ese documento a medios y personas relacionadas, pregunté a mi colega quién se lo había enviado. “Me lo ha mandado Cimarro”, fue su respuesta.

Fernández Vara siempre se ha mostrado a favor de que Cimarro explote el Festival. JUNTAEX
Fernández Vara siempre se ha mostrado a favor de que Cimarro explote el Festival. JUNTAEX

Inmediatamente recibí también el mismo PDF que, por idéntica vía, me remitía el crítico teatral de este periódico, José Manuel Villafaina, y me puse a hacer indagaciones, para ver a qué otras personas había enviado Cimarro presuntamente el PDF para desacreditar a SEDA. Fuentes fidedignas me dijeron que dicho documento había sido enviado también al presidente de la Junta de Extremadura y al director-gerente del Consorcio del Festival. Deseché confirmar nada con este último, habida cuenta de que nunca responde a mis requerimientos de información, y me puse en contacto vía whatsapp con Guillermo Fernández Vara, a quien pregunté:

-“Hola Guillermo, me dicen que Cimarro te ha enviado este documento. ¿Puedes confirmármelo? Gracias.”

-“Si es para hacer uso (informativo), (pídelo) a través de(l) (Gabinete de) Prensa”, me respondió.

Le dije al presidente que con esa respuesta ya me daba yo por bien contestado. Entonces cambió de actitud y negó que Cimarro le hubiese enviado tal documento ni ningún otro.

LA EXPLICACIÓN DE SEDA

A continuación, para contrastar esta información y el contenido de dicho PDF, nos pusimos en contacto con Lope García Tamarit, máximo responsable de SEDA, quien, en primer lugar, se extrañó y escandalizó de que un documento de un circuito institucional-judicial sobre un asunto privado hubiese llegado a manos de Jesús Cimarro, un competidor en un importante concurso actualmente vigente y pendiente de resoluciones y más, que Cimarro estuviese filtrándolo a terceros. Pero es que, además, a pesar de la apariencia reputacional negativa para SEDA de dicho documento -que es lo que Cimarro parecía estar aprovechando al filtrarlo-, la explicación de la causa del embargo era diáfana y no dejaba lugar a dudas: SEDA tenía demandas cruzadas, con deudas cruzadas, con la empresa que había instado el embargo, de modo que el asunto se iba a resolver sin mayor problema.


La empresa SEDA, con total transparencia, nos ha explicado de inmediato el asunto del embargo, que no tiene entidad alguna: demandas cruzadas de deudas cruzadas entre dos empresas.


En todo caso, aun cuando hubiese sido cierto que el embargo tenía alguna base más allá de unas desavenencias empresariales, la cifra del mismo apenas representa una trigésima parte del volumen de negocio de SEDA, es decir, alrededor de un 3,3%, de modo que en ningún caso dicho argumento, aunque fuese cierto, podía afectar a la seriedad y reputación de la compañía, según ha explicado a este periódico el propio señor García Tamarit.

SEDA ha empezado a estudiar esta misma tarde con sus abogados el caso, para iniciar las correspondientes acciones judiciales por las filtraciones.

ASUNTOS PRIVADOS FRENTE A DINERO PÚBLICO

En cualquier caso, una diligencia de embargo entre dos particulares es una cuestión que únicamente les atañe a ellos, sin que eso tenga ni deba tener influencia en nada más, y mucho menos en un concurso público como el Festival de Mérida 2021-2023, cuatro años por un monto de más de 20 millones de euros incluyendo la recaudación de taquilla, y del que a toda costa parece que se quiere dejar fuera a SEDA, el único competidor que todavía queda frente a Cimarro.

En cualquier caso, en cuanto dicho PDF llegó a nuestras manos, y por si fuera verdad que podía afectar a la reputación de la empresa competidora de Cimarro, nos pusimos en contacto esta misma tarde con el señor García Tamarit, que no tardó ni cinco minutos en explicarnos el asunto con pelos y señales, dejando aclarados, como hemos dicho, los extremos de ese embargo a nuestra satisfacción. Todo lo contrario que Jesús Cimarro, a quien hemos enviado desde hace años diversos correos electrónicos y llamadas telefónicas, para que nos explique cómo consiguió a dedo las galas Ceres y las ediciones del Festival de Mérida 2012-2015, sin el preceptivo concurso público a pesar de su elevado importe (más de 16 millones de euros), y más él, que representa al sector teatral desde sus cargos empresariales; y cómo es posible que dichas galas, a juicio de numerosos expertos del mundo teatral español, tuviesen un presunto sobrecoste superior al 50%, es decir, más de millón y medio de euros por encima de lo que hubiesen cobrado otras empresas del ramo si esas galas se hubiesen sacado a concurso y las hubiese realizado alguna de ellas.

Y ahora, si el concurso del nuevo cuatrienio se le vuelve a adjudicar a Cimarro, como todo el mundo cree en el sector teatral extremeño y español, y como nuestro periódico adelantó hace meses (“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”), la región extremeña, la más pobre del país, volverá a pagar entre un 15% y un 30% más por el Festival de Mérida -según fuentes del sector-, dada la imposible concurrencia final de otras empresas, que lo harían igual o mejor por bastante menos dinero.

No todo vale en esta vida para conseguir un objetivo. Hay maniobras que dicen mucho del nivel ético y moral de cada uno.

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTRAS INFORMACIONES

“La cifra facturada por Cimarro por la dirección y creación (379.040,59 euros) de las galas Ceres es escandalosa”

Jesús Cimarro cobró por la dirección de un espectáculo de dos horas lo mismo que el sueldo anual del presidente Rajoy

2012/2015, el cuatrienio del dedazo y el despilfarro de Monago y Cimarro en el Festival de Mérida

La Comisión Jurídica de Extremadura tumba otra vez el concurso que iba a dar de nuevo a dedo a Jesús Cimarro el Festival de Mérida 2021-2024

Paralizado de nuevo el concurso del Festival de Teatro Clásico de Mérida

Klemark y la UTE de SEDA, contra su eliminación del concurso del Festival de Teatro de Mérida

Las pruebas de la presunta arbitrariedad del concurso del Festival de Mérida

El gerente se carga de un plumazo al último competidor que quedaba frente a Cimarro

“Cimarro también explotará el Festival de Mérida en el período 2021-2024”

Mérida 2020: Cimarro sigue abusando nueve años después

Cimarro, o la avaricia rompe el saco

Quejas generalizadas del público por descontrol sanitario en el Festival de Mérida

El Festival de Teatro ¿Clásico? de Mérida 2020, otro fraude

El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal

Festival de Mérida, El País dice lo mismo que nosotros

“Dionisio”, otra prueba del fraude de Cimarro

¡Milagro: Cimarro vende entradas más rápido que Julio Iglesias!

Hacer del Festival de Mérida un “laboratorio” puede convertir a los extremeños en conejillos de indias

Las 14 razones por las que el Festival de Teatro de Mérida 2020 no debería celebrarse

Demanda contra el Patronato del Festival de Mérida por la adjudicación a dedo a Cimarro de la edición de 2020

El Consorcio del Festival de Teatro de Mérida está cometiendo una ilegalidad que puede tener graves consecuencias

Sigue el escándalo: el Consorcio del Festival de Mérida tiene que convocar un nuevo concurso y el director-gerente debe dimitir

Cimarro, principal beneficiario del Festival de Mérida, su gallina de los huevos de oro

La pandemia y las artes escénicas en América y en España

La Comisión Jurídica tumba el concurso del Festival de Mérida 2020-2023

La Medalla de la Vergüenza

El nuevo contrato del Festival de Teatro de Mérida (15 millones) parece estar dado a dedo a Jesús Cimarro de antemano

Escandalosa manipulación de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida

Festival de Mérida: 82.000 euros por función para Pentación/Cimarro frente a los 30.000 de las producciones extremeñas

Medalla de Extremadura: lo ridículo de premiarse a uno mismo

La IV Muestra Ibérica de Artes Escénicas, una “feria teatral”

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (y 3)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez (2)

Extremadura, última colonia teatral del país otra vez

La política teatral extremeña, paraíso de la arbitrariedad y la impunidad

64º Festival de Teatro de Mérida: más mercantilismo que calidad

Un Festival de Mérida demasiado comercial de nuevo

Las producciones de Cimarro en el Festival de Mérida, una estafa estética

Una aclaración a “El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal”

El Festival de Mérida 2019, un fraude colosal

Carta abierta a D. Jesús Cimarro a la espera de su (avisada) querella

Cimarro no ha recurrido el concurso del Festival de Mérida presuntamente amañado estando obligado a hacerlo

Continúa el escándalo: suspensión fulminante de la Mesa de Contratación del Festival de Mérida

Escándalo en el Festival de Mérida: “amañado el contrato (15 millones de euros) en favor de Cimarro”

Las numerosas y graves irregularidades de los premios Ceres puestas ahora al descubierto en exclusiva por PROPRONews

Premios Ceres: más de tres millones de euros quemados en cuatro noches

Los caprichos millonarios de Monago rozan lo punible

El escándalo de la publicidad institucional: despilfarro y compra de voluntades

Es falso que Cimarro haya reducido ni en un céntimo la deuda del Festival de Teatro de Mérida

Cimarro y Vara vuelven a mentir al decir que el Festival de Mérida tuvo superávit

Cimarro se forra con el Festival de Mérida

La interesada mentira de las cuentas del Festival de Teatro de Mérida