Inconcebible Sánchez

De la traición a sus promesas electorales, a traicionar los intereses de España al negociar con los independentistas de igual a igual y pretender rebajar las penas por sedición

2314
Como si no fuese con él el desastre que se avecina, Sánchez ha marginado al rey y se ha ido a Davos a darse pisto. RTVE
Como si no fuese con él el desastre que se avecina, Sánchez ha marginado al rey y se ha ido a Davos a darse pisto. RTVE

La deriva de Pedro Sánchez, no solo incumpliendo todas sus promesas electorales en relación con sus socios de gobierno, la negociación con los independentistas y la defensa del constitucionalismo, que alcanza su máxima cota con la próxima reunión “de igual a igual” entre el Gobierno de España y el Govern, y con la pretendida rebaja penal del delito de sedición, le ha granjeado la pérdida de muchos votantes socialistas que le han apoyado hasta el 10-N, entre ellos, del autor de este artículo.

Primero dijo que no dormiría tranquilo con Podemos en el Gobierno (Sánchez alega que con Podemos en el Gobierno “no dormiría tranquilo”) y hoy tenemos un vicepresidente y cuatro ministros comunistas-populistas.

A continuación aseguró que no había pactado ni pactaría con los independentistas (https://twitter.com/sanchezcastejon/status/1120823592520908802?lang=es) y hoy es presidente del Gobierno gracias al voto afirmativo del PNV y a la abstención de ERC y EH Bildu.


Cuatro mentiras e incumplimientos electorales principales le enajenan ya el apoyo de muchos socialistas de buena fe.


Más tarde declaró que no habría una mesa de negociación “entre iguales”, entre el Gobierno y el Govern (Pedro Sánchez descarta negociar con los independentistas), y dentro de unos días se va a reunir él personalmente con Quim Torra, en una reunión “de gobierno a gobierno” (Pedro Sánchez se reunirá con Quim Torra la primera semana de febrero en Barcelona), y además en Barcelona, para mayor humillación de la soberanía nacional.

Después prometió, para terminar de embaucarnos a los que hasta hoy hemos sido sus ingenuos electores (yo dejo de serlo a partir de hoy), que introduciría el delito de referéndum ilegal en la legislación penal (Sánchez: “Quiero incorporar al Código Penal un delito para prohibir los referéndum ilegales”) y ahora que ha logrado la Moncloa de nuevo, gracias a los independentistas, no solo no va a hacerlo, sino que pretende rebajar las penas para los delitos de sedición, lo que constituye, como han señalado muchos analistas “un indulto encubierto” para los condenados por el golpe separatista del 1-O (El Gobierno estudia rebajar las penas del delito de sedición).

Son solo cuatro muestras, bien que fundamentales, del viraje de 180 grados que Pedro Sánchez ha dado en pocas semanas, desde lo que prometía a lo que está haciendo, poniendo en peligro la convivencia entre españoles, la unidad de España, la continuidad del orden constitucional y la prosperidad de la nación, y alentando con ello el auge de la ultraderecha y la polarización social.

VERGONZANTE SILENCIO DE LOS BARONES

Mientras tanto, los barones y dirigentes socialistas -en ejercicio o jubilados- que propiciaron el golpe de mano que, con mucho menos motivo, descabalgó a Pedro Sánchez de la secretaría general del PSOE, permanecen hoy en un vergonzante silencio ante los desmanes de un líder que se está erigiendo en autócrata casi absoluto, que no cuenta para nada con los órganos de dirección del partido, que desprecia el control parlamentario (los superpoderes otorgados a Iván Redondo sin posibilidad de fiscalización por el Parlamento son una de las numerosas pruebas de esta conducta inadmisible en democracia), que ha interpretado tan equivocadamente el apoyo de las bases (yo mismo, que pertenezco a las bases socialistas desde hace más de 50 años, me he dado ya de baja del sanchismo y prometo no votar más al PSOE mientras este mentiroso esté al frente), y que incluso está usurpando funciones de representación nacional que corresponden a la Jefatura del Estado, como se ha visto en la marginación que ha hecho del rey Felipe en el Foro de Davos (El Rey, cada vez más arrinconado por Sánchez: Felipe VI tampoco estará en la foto de Davos).


Sánchez se ha convertido en un autócrata que acumula el mayor poder desde la Transición y no rinde cuentas ante nadie.


Ibarra dijo que se iría del PSOE si ocurría lo que está ocurriendo (Ibarra insiste: “Si se forma Gobierno con Podemos, ERC y los independentistas, me iré del PSOE”). Fernández Vara aseguró que se marcharía detrás de él por lo mismo (Vara amenaza a Pedro Sánchez con irse del PSOE si pacta con los nacionalistas). Por el estilo fueron las declaraciones de otros barones y baronesas socialistas que hoy guardan un clamoroso y repugnante silencio ante lo que está sucediendo, porque levantar la voz representa perder los privilegios de que disfrutan -los jubilados y los activos- con sus fundacioncitas, sus carguitos, sus prebendas, sus coches oficiales y sus secretarias.

No saben, unos y otros, incluido Sánchez, que gran parte del electorado que les dimos nuestros votos confiando en sus promesas, ya no volveremos a confiar en él ni en ellos, y que con esta deriva están condenando al PSOE a seguir el camino del PASOK o del PS, que prácticamente han desaparecido del mapa electoral de Grecia y de Francia. Muchos estimamos que esta legislatura no puede durar, porque Sánchez perderá el apoyo de los enemigos de España que solo le mantienen en el poder mientras les siga siendo útil. En cuanto la Justicia y las fuerzas constitucionalistas intervengan -que intervendrán, a buen seguro, antes o después, porque el separatismo va a traspasar sin duda una inaceptable línea roja que todos tememos- y se termine esta farsa, este debilísimo gobierno caerá y en las próximas elecciones encontrará el sanchismo su final.

(NOTA: José Mª Pagador, como ciudadano que ha sido votante del PSOE desde las primeras elecciones democráticas, sin interrupción hasta hoy, en todas las consultas municipales autonómicas, generales y europeas que se han celebrado en nuestro país; que ha colaborado con el PSOE de manera activa y desinteresada desde el franquismo, incluso poniendo en riesgo muchas veces sus intereses personales, familiares y profesionales; y que ha sido militante del PSOE durante décadas, declara que ya no volverá a votar a este partido en ninguna futura convocatoria electoral mientras Pedro Sánchez siga siendo su líder y se apliquen políticas contrarias a la unidad de España y a la igualdad y la convivencia entre todos los españoles).

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTRAS INFORMACIONES

Y Podemos se hizo casta

Iván Redondo desprecia a la ciudadanía y a los medios

La única alternativa de Pedro Sánchez: o traiciona a ERC y Bildu o traiciona a España

Cuatro gatos están decidiendo el destino de 47 millones de españoles y el futuro del país

Sánchez se cree muy listo

La trampa de las consultas populistas

10-N: consumada para Pedro Sánchez la catástrofe que PROPRONews viene pronosticando desde que contrató al “gurú”

Desmontando a Iván Redondo (1)

10-N: la maldición de Iván Redondo parece empezar a consumarse

Iván Redondo, un peligro en la sala de máquinas de Moncloa

El no a Iceta, consecuencia de otra pifia de Iván Redondo

La maldición de Iván Redondo

Cifras que prueban “la maldición” de Iván Redondo

Con Iván Redondo, Pedro Sánchez ha metido en La Moncloa a “un mentiroso compulsivo”

Aportamos en exclusiva las pruebas de que Iván Redondo miente

Desesperado, pero todavía listo Pablo

Rasputín gobierna España

Una España de primera, gobernada por tipos de quinta

Manifiesto de intelectuales por la democracia constitucional y contra los populismos y los nacionalismos separatistas

Injustificado ataque de celos del frustrado asaltante de los cielos

El banco de los independentistas financia el casoplón de Iglesias y Montero