JAM Montoya, la cima estética de un iconoclasta osado y genial

Artista y creador de culto, considerado entre los mejores de la fotografía mundial, su obra es mucho más que simples fotos y muchísimo más que el “escándalo” Sanctorum

1162
JAM Montoya. DIANA AVENDAÑO.
JAM Montoya. DIANA AVENDAÑO.

Hace unos años, una exposición de fotografía y el libro-catálogo que editó la Junta de Extremadura, Sanctorum, en los que el artista se atrevió a mostrar la condición humana y sexual, la genitalidad explícita y el lado criticable de ciertas creencias e idolatrías relativas a santos, vírgenes, cristos y jerarcas católicos motivó un linchamiento social, institucional y mediático, que casi llegó a lo físico, contra su autor, JAM Montoya, en una reedición histórica de la “Santa” Inquisición, impensable, y sin embargo vigente, en estos tiempos. Pero el artista, considerado uno de los mejores fotógrafos del mundo, no se achantó, aguantó bravamente el “auto de fe” promovido por la jerarquía católica, los ultras, los medios más reaccionarios, las instituciones de la derecha y algunas de la izquierda que se asustaron, y siguió creando su obra, que, pasada aquella tormenta, ha continuado la línea ascendente en temática, calidad técnica y excelencia estética que son marca de la casa. Sus últimas exposiciones y publicaciones dentro y fuera de España vuelven a dar fe del nivel maestro alcanzado por el creador.

Al hablar de José Antonio Moreno, JAM, Montoya, forzosamente tengo que empezar haciéndolo en términos muy personales, porque nos conocemos y tratamos desde niños. Tendríamos 6 o 7 años cuando empezamos una larga relación de amistad que el tiempo se ha encargado de reafirmar al cabo de otras seis décadas. Habíamos nacido casi al mismo tiempo en la misma ciudad y vivíamos en el mismo barrio de Badajoz, San Andrés, separadas apenas nuestras casas por doscientos metros, de modo que nos veíamos casi todos los días. Recuerdo perfectamente el hogar familiar de su infancia con su madre y su hermano, porque iba a su casa, o él venía a la mía, con frecuencia casi diaria. A los dos nos interesaron muy precozmente las mismas cosas: el dibujo, la pintura, la música, la literatura… Los dos empezamos a tocar la armónica (instrumento del que él se ha convertido después en un virtuoso) al mismo tiempo y con tan poca edad. Y en los dos empezó a forjarse muy pronto un afán creativo que en él terminó derivando hacia la fotografía.


Montoya no solo es un iconoclasta religioso, sino también social, político y estético.


Luego asistí a su evolución como artista y su decantación definitiva por el arte fotográfico sin abandonar en ningún momento la música, pues también se hizo, como digo, un eximio armoniquista y un gran intérprete del clarinete. Al mismo tiempo que seguía su trayectoria creativa, fui testigo de su evolución humana y familiar, y gocé de su cercanía fraterna en numerosas ocasiones. Es decir, le conozco desde hace tanto tiempo que hablar de él es como poner en marcha la película de mí mismo.

Pero esta circunstancia no solo no merma mi objetividad al hablar de él como persona y como artista, sino que la acrecienta. Porque he sido testigo presencial de su crecimiento humano y de sus procesos creativos, de sus preocupaciones estéticas, de sus amores, de sus logros, de su lucha por vivir y de las incomprensiones y ataques que ha sufrido, como no podía ser de otra manera en un rebelde y un iconoclasta no solo religioso, sino también político, social y estético como él. Su vida es una de las historias humanas, profesionales y artísticas más ricas y fascinantes que conozco; una historia a caballo entre lo aceptado y lo revolucionario, entre América y Europa, entre el hombre y el artista, entre el amor y los amores, una vida merecedora de una biografía en toda regla.

Característica básica de su manera de ser y de su obra es la rebeldía, que en algunos aspectos alcanza matices de salvajismo, en el sentido que es salvaje la selva virgen o el volcán en erupción. Y si alguna vez Montoya ha parecido plegarse a convencionalismos laborales o sociales, ha sido siempre por su determinación de ponerlo todo, incluida su manera de sobrevivir y ganarse la vida en un mundo prosaico, al servicio del fin superior de poder crear libremente. Es decir, si de alguna manera dejaba de ser libre en lo cotidiano, era porque esa era la única forma que tenía de conquistar la verdadera libertad y la independencia económica.

Obra de la serie Las cosas del cielo y de la tierra. JAM Montoya
Obra de la serie Las cosas del cielo y de la tierra. JAM Montoya

Presenciar el desarrollo como persona y como artista de alguien a lo largo de más de seis décadas no hay duda que da una panorámica bastante completa sobre su vida y su obra y eso permite enjuiciar con mucha más perspectiva esa evolución. Yo he tenido esa suerte.

No voy a hacer aquí un análisis crítico, ni siquiera descriptivo, de su fantástica y numerosa obra, cosa que dejo a entendidos y especialistas que se pronuncian en otro artículo que acompaña a esta información. Voy, en cambio, a señalar algunos de los hitos del itinerario humano y creativo de JAM Montoya.

FIDELIDAD A SÍ MISMO

Lo primero que quiero reseñar es que, después de 70 años de vida, Montoya sigue siendo el mismo, fiel siempre a su manera de ser y a sus principios, depositario de una coherencia en la vida y en el arte que nunca le ha abandonado. Recuerdo el pensamiento y la actitud de aquel niño y sus ideas de ahora y, salvando el abismo de la edad, las inquietudes, las prioridades y el discurso son los mismos. En lo esencial no hay diferencias emocionales ni intelectuales entre el chaval que quería aprenderlo y experimentarlo todo y el maestro que ahora es.

De esa coherencia por hacer viables sus inquietudes nace su irrenunciable libertad. Si hay -y ha habido- un tío libre en el mundo, ese es Montoya. Y libre aun asumiendo su papel de hijo, hermano, padre, abuelo, amante, amigo, artista, profesor y tantas cosas más. Pero ejercer la propia libertad tiene un alto coste que no puedes asumir si no eres un valiente. Y Montoya no solo es un valiente sino que además (con perdón) tiene dos cojones. Únicamente alguien así se habría atrevido no solo a hacer Sanctorum y a mostrarlo públicamente en exposiciones y libros en esta España todavía sumida en conceptos y usos tan arcaicos como alienantes, en la que aún se ejerce una censura que sonroja, sino a defender con uñas y dientes su obra sin retroceder un milímetros ante la tremenda ofensiva que sufrió entonces, y a volver a reproducirla en el capítulo correspondiente de su nuevo y extraordinario libro Caminando con ella, del que hablaremos pronto en estas mismas páginas.


Su obra ha sido expuesta y publicada en todo el mundo y sus fotografías figuran en los más importantes museos y colecciones nacionales e internacionales.


Puede decirse que su vida estuvo marcada desde el principio, como la de todos los niños de entonces en aquella España oscura y opresiva, por el peso asfixiante del nacionalcatolicismo. Incluso su primer hogar, el de su más tierna infancia, se encontraba en la calle de la Madre de Dios. No tiene nada de extraño, pues, que, pasado el tiempo, se tomara el desquite que en cierto modo también representa Sanctorum, cuya temática cobró mucha más significación no por el sentido que él quiso darle -si se miran bien, hay hasta inocencia y compasión en esas imágenes, nefandas para otros-, sino por la interpretación que de ella hicieron los sectores más reaccionarios de este país. Pero Sanctorum es solo un capítulo, y no el más importante, en el conjunto de la abundante y variada obra de JAM Montoya.

MUCHO MÁS QUE FOTOGRAFÍA

Desde sus pinitos iniciales con el dibujo y la pintura parecería natural que diera el salto al arte fotográfico, y así fue. Solo que en él el concepto de fotografía se quedaría enseguida demasiado pequeño para definir su obra. Lo que hace Montoya es mucho más que fotografías. La técnica, desde luego, sigue siendo fotográfica, pero el resultado es metapictórico (con perdón), de modo que sus trabajos evocan el grabado, el aguafuerte, el carbón, la acuarela, el pastel, el óleo…, porque consigue, con el exclusivo material de la cámara y la técnica antes analógica y ahora digital, efectos y texturas propios de todo el universo plástico.

Su derivación hacia la fotografía y, dentro de ella, hacia técnicas y temáticas nunca vistas hasta él, o a las que él da un enfoque y un tratamiento nunca vistos antes, constituye una revolución de alcance universal en el arte fotográfico. Pero todo esto tiene también un origen en el que desempeña un papel importante la figura de su padre, Anmoreca, el gran orientalista lamentablemente ignorado en España, introductor del yoga en nuestro país, creador del psytaísmo (ANMORECA PSYTAIMO EN EL PRESENTE Y EL FUTURO. Del pasado en España), estudioso y practicante del Tao y del Zen. Su vida en Perú junto a su padre y las influencias de este determinarán también ciertos aspectos de la intelectualidad y la obra de JAM Montoya, que se observa en la concepción y el tratamiento de los temas animales, vegetales, florales y minerales de algunas de sus series, entre otras.

JAM Montoya
JAM Montoya

Tras una primera etapa de temática puramente realista o naturalista, en la que destacan sus magníficos retratos -con uno que me hizo a mí y que conservo con celo ganó un importante premio en Zaragoza-, el artista empieza a explorar muy pronto nuevos mundos imaginativos en los que la geometría y el cuerpo humano, especialmente el cuerpo femenino, cobran una importancia trascendental. La minuciosidad de sus trabajos, la incorporación de elementos geométricos, planos y trazos sin romper la ortodoxia de la técnica fotográfica gracias a su pericia en el fotomontaje, causan estupor entre los especialistas durante los años 80 del siglo pasado. El minucioso trabajo de composición y realización, del que yo fui testigo presencial en numerosas ocasiones en su estudio -de hecho, fui la primera persona que vio terminadas no pocas de sus obras de aquella época-, da un fruto excepcional que empieza a convertirle pronto en un mito de la fotografía dentro y fuera de España.

REVOLUCIÓN PLÁSTICA

Montoya da comienzo a su revuelta plástica a finales de los años 70 y revoluciona precozmente el arte fotográfico en técnica, temática, concepto y resultado estético. Su enorme creatividad, su gran fertilidad, su capacidad para terminar un proyecto admirable y culminar a continuación otro nuevo todavía mejor, siempre con ideas renovadas y magníficas, le granjean el respeto del mundo de la fotografía artística nacional e internacional.

JAM Montoya
JAM Montoya

Mención especial merece en su obra el contenido erótico e incluso hedonista. La corporalidad humana, el desnudo -que todos los grandes artistas han llevado profusamente a su obra en sus diferentes formas y fórmulas, desde los pintores y escultores griegos y romanos, hasta Francis Bacon, pasando por Leonardo, Velázquez, Goya y tantos otros- adquiere un protagonismo crucial en el trabajo de Montoya. La mujer y el hombre, por separado, como sujetos estéticos con valor en sí mismos como seres corporales -eso que tanto miedo da y tanta prevención causa a los devotos de ciertas religiones-, y como sujetos eróticos individuales -la evocación, ¡ay!, del pecado, esa aberración dogmática en un mundo civilizado en el que lo único execrable es el delito-; y el hombre y la mujer juntos, o la mujer y la mujer y el hombre y el hombre, son los grandes protagonistas de la obra de Montoya. El erotismo hetero u homosexual define gran parte de su trabajo, sin ser ni lo principal ni lo único. Pero esa libertad sin cortapisas de que hace gala el artista en su ejecución a lo largo de las últimas cinco décadas de creación está siempre presente en todos sus trabajos.

Hay que hacer constar, también, la capacidad de adaptación de JAM Montoya al cambio radical que se origina en el ámbito de su arte cuando la fotografía analógica se ve forzada a dejar paso para siempre a la digital. Él, reconocido artista analógico, elaborador de efectos hasta la extenuación sin perder jamás la ortodoxia fotográfica, dado que su arte tuvo siempre un delicado proceso previo de factura artesanal, se encuentra de pronto, a caballo entre un siglo y otro, con que ese mundo desaparece. Al principio experimenta la estupefacción lógica de quien comprende que tiene que renunciar a buena parte del modus operandi que ha venido utilizando hasta entonces y que, si quiere seguir siendo un artista de la fotografía, tiene que aprender una técnica nueva que ignora casi por completo. Recuerdo perfectamente que, en esta encrucijada, mantuvimos él y yo interesantes conversaciones, en las que me manifestó sus dudas e incluso su inicial desgana, felizmente superada enseguida.

JAM Montoya
JAM Montoya

Además, los caros equipos utilizados por él hasta entonces -caros por precio, pero, sobre todo, por el amor que el artista profesa a las mimadas herramientas de su arte-, cámaras, laboratorio, etc., dejan de servir. A la incertidumbre de un cambio técnico tan radical hay que añadir la necesidad de adquirir equipos nuevos, para comprender la encrucijada en que se vieron tantos artistas fotográficos como él en ese momento. Pero fue una duda breve y pasajera. Con la diligencia y la constancia que le caracterizan, Montoya se lanzó de cabeza a la fotografía digital en cuanto comprendió y comprobó las infinitas posibilidades expresivas que esta le ofrecía, con la ventaja añadida de poder prescindir de los elaborados procesos manuales preparatorios de su etapa anterior, que tanto tiempo, esfuerzo y gastos le costaron.

MAESTRO DIGITAL

Y ahora, maestro de nuevo en la fotografía digital como antes lo fuera de la analógica, JAM Montoya ha vuelto a asombrar a público y crítica desde hace años, con sus nuevas exposiciones y publicaciones. Su última exposición, titulada Las cosas del cielo y de la tierra, (Inauguración nuevo espacio CB ARTE y exposición de JAM Montoya) realizada este mismo año en la Fundación Caja Badajoz -de la que mostramos algunas obras con esta información y en la contigua- da fe de la maestría alcanzada y ratificada por el artista en esta etapa de su vida creativa en la que la técnica digital ha quitado todo freno u obstáculo a su inmensa imaginación.

Este es el artista plenamente creativo a sus 69 años, a cuya obra han dedicado elogiosos trabajos y tesis numerosos especialistas y doctores, cuyos trabajos se han expuesto y publicado en numerosos países, cuyas fotografías están presentes en los más importantes museos del mundo, y del que esperamos nuevas y grandes cosas en el futuro.

JAM Montoya
JAM Montoya

Por el momento, su nueva serie sobre el Silencio -solo alguien como él es capaz de fotografiar algo tan inaprehensible y sutil como el silencio, y doy fe de que lo consigue después de ver un adelanto de las obras que componen la caja que va a publicar próximamente, con textos de estudiosos y escritores, entre ellos, uno mío- acredita otra vez la genialidad y la capacidad expresiva de uno de los mayores fotógrafos de la actualidad.

UN FOTÓGRAFO MUNDIAL

JAM Montoya nació en Badajoz (España) en 1950. Educado en Lima (Perú) y muy influenciado por la educación paterna, especialmente por el hinduismo y el Tao, cursó estudios de Arquitectura y diseño en la capital peruana.

Regresa a España en 1971 y se instala primero en Cataluña, donde ejerce como músico de jazz entre otras actividades más prosaicas. En 1974 regresa a Badajoz y abre su estudio de fotografía en 1975.

Utiliza la pintura y el dibujo para la preparación de los bocetos de sus obras.

Ha mantenido actividades diversas dentro del ámbito fotográfico como creativo, investigador, comisario y docente. Impartiendo clases en diferentes centros, institutos de enseñanza media y en la Universidad de Extremadura.

Impartiendo un taller sobre el Collage. La actividad docente del artista es intensa.
Impartiendo un taller sobre el Collage. La actividad docente del artista es intensa.

Entre sus múltiples ponencias cabe destacar: “Sobre la creatividad”, “Motivación para la imagen y el estímulo visual”, “La razón de una obra”, “Ciencia, Arte y Religión”, “Cualidad de la forma”, “La identidad”, “La fotografía Actual”, “Libertad de Represión”, “Arte, esencia y periferia”.

Su labor como docente también ha versado sobre fotografía aplicada a la restauración de obras de arte y conservación de archivos fotográficos, dirigida a especialistas en arte y patrimonio, así como infinidad de cursos y talleres sobre el proceso creativo.

Su obra ha sido motivo de debate en congresos universitarios y tema de investigación en memorias de licenciatura y tesis doctorales.

Su aportación, en un aspecto puramente técnico, radicó en la investigación y creación de dos nuevos procesos de fotomontaje o manipulación de la imagen: Proceso CUFY y Sistema de Altura, materializados en sus series fotográficas El Espacio Integrado (1985) y Gestáltica (1988).

En 1990 obtiene la Beca de Artes Plásticas de la Consejería de Cultura de la Junta de Extremadura.

En el 2012 fue galardonado con la “Encina de Plata”, distinción honorífica a su trayectoria otorgada por la Sociedad de fotógrafos de Extremadura.

ESTUDIOS SOBRE SU OBRA

  • SEXO AL DESNUDO, Tesis Doctoral de Miriam García López. U. COMPLUTENSE, FACULTAD DE BELLAS ARTES MADRID (2014)
  • LA TRANSGRESIÓN COMO SABIDURIA, Tesis Doctoral de Manuel Couto Ferreira. U. SAO PAULO, FACULTAD DE FILOSOFÍA Y LETRAS. BRASIL (2012)
  • PSICOLOGÍA PARA LA COMUNICACIÓN VISUAL, Seminario de Análisis, Catedrático Villavicencio Enríquez María del Carmen. U. NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO, ESCUELA NACIONAL DE ARTES PLASTICAS. MÉXICO (2012)
  • A BRIEF HISTORY OF NAKEDNESS, Philip Carr-Goomm, Bellona SA. LONDON. UK (2010).
  • LA FOTOGRAFIA DE JAM MONTOYA, T. de Licenciatura de Mª Eulalia Martínez Zamora. U. DE EXTREMADURA, FACULTAD DE FILOSOFIA Y LETRAS, CÁCERES (1996).

PUBLICACIONES MONOGRÁFICAS

  • “Las cosas del cielo y de la tierra”, Fundación Caja de Badajoz, 2019
  • “Caminando con Ella”, Obra completa 1976-2016, Edición Clandestina, 2018
  • “From me to you”, Fundación Caja de Badajoz 2014
  • “Símbolos y Sonámbulos”, Edición de Autor de Otto Sheeler, Alemania, 2009
  • “Símbolos y Sonámbulos (libro-paquim)”, Edición de FidA, 2009
  • “Símbolos y Sonámbulos”, Edición de Autor del Paraíso, obra completa, 2009
  • “Something”, Gas Edition, 2005
  • “Sanctorum”, Galería Railowsky/Editora Regional de Extremadura. Mérida, 2003.
  • “Sanctorum”, Edición de Autor. L’Art Penúltime, Editions Le Paradis Revue, (Francia), 2003.
  • “Sanctorum”, Segunda versión de Autor, 2003
  • “Mad Mind”, Istituto Bertelli di Fotografia, Italia, 2000
  • “In Breeding”, Editora Regional de Extremadura, Consejería de Cultura, 1998
  • “Cortao”, Espacio de Arte Contemporáneo “El Gallo”, Salamanca, 1998.
  • “Momentos”, Editora Regional de Extremadura, Consejería de Cultura, Cáceres, 1995.
  •  “Mirar la Luz”, Departamento de Publicaciones, Diputación Provincial de Badajoz, 1993
  • “Manipulados”, Serie “La Centena”, Editora Regional de Extremadura, 1998.
  • “El Espacio Integrado”, Ed. J.Sol, Badajoz, 1987.

SELECCIÓN DE EXPOSICIONES

2019    “Las Cosas del Cielo y de la Tierra”, Espacio CB Arte. Inauguración del Nuevo espacio Alterna. Badajoz. S.

2016    “La Emoción de la luz”, Colección Alcobendas”, Ciudadela de Pamplona. C.

2015    “El Arte del Centro”. Diputación Provincial de Badajoz. C.

2015    “Les femmes et leurs trucs”, L Art Pénultiéme. Le Havre (Francia). C.

2014    “From me to you”, Fundación Caja de Badajoz. S.

2014    “Free Play”, Colegio de Aparejadores de Badajoz. S.

2013    “Colección CIDONCHA”, Centro de Arte Contemporáneo de Alcobendas Madrid. C

2012    “SCRATCH”, The Red Brick Gallery. Badajoz. S.

2010    “En Privat 2 L´ opció desamable” Museo de Art Modern y Contemporani. Palma de Mallorca.

2010    “Símbolos y Sonámbulos”, Galería Lunkova. Praga (Checoslovaquia). S.

2009    “Símbolos y Sonámbulos”, Galería Color Elefante, Valencia. S.

2009    “Símbolos y Sonámbulos”, Galería Ciclorama. Valencia. S.

2009    “NU09-Obra Gráfica y Fotografía”. Galería Tula Prinst. Córdoba. C.

2009    “Colección Railowsky”, Photomuseum-Argazki & Zinema-Zarautz. C.

2008    “Miradas Distintas”, Galería Nova Imagem, Oporto. C.

2008    “Neo-Reduccionismo Latino-Americano”, Estéticas de las Gamas. Universidad del Sur. Colombia. C.

2007    “El rapto de la luz”, Fotografía Contemporánea Iberoamericana. Instituto Cervantes. Bruselas. Londres. C.

2006    “Fotografía Contemporánea”, Galería Ciclorama. Valencia. C.

2006    “Terra Pacífico”, Galería Railowsky. Valencia. C.

2006    “Privada”, Colección Alberto Adsuara. Galería Railowsky. Valencia. C.

2005    “Bits of Time”, Benrrubil Gallery. Nueva York (EEUU). S.

2005    “Fotografía inquieta”, 20º aniversario de la Galería Railowsky. Valencia. C.

2005    “Ipiranga”, Filmoteca de Extremadura. Centro Cultural San Jorge. Cáceres. C

2005    “El rapto de la luz”, Instituto Cervantes, Bruselas (Bélgica). C.

2004    “In Breeding”, Besser Center. Rochester (EEUU). S.

2004    “El rapto de la luz”, Eye See Gallery. Londres (Gran Bretaña). C.

2003    “Sanctorum”, EMAC. Feria de Arte Foro Sur. Cáceres. S.

2003    “Sanctorum”, Galería Railowsky. Valencia. S.

2002    “Retrospectiva”, Galería Imago. Coímbra (Portugal). S.

2002    “Miradas Cruzadas”, Centro Cultural San Jorge. Cáceres. C.

2002    “Sanctorum”, Galería “El Gallo” (Salamanca). S.

2002    “Feria de Arte Contemporáneo de Castilla y León”, (ARCALE). Salamanca. C.

2001    “Sanctorum”. EMAC (Espacio Morán de Arte Contemporáneo). Salamanca. S.

2001    “6+26” (Actividades paralelas “Foro Sur”). Cáceres. C.

2000    “Veinte años de la AFE”, Badajoz. C.

1999    “Bits of Time”, Galería Pro-40. Zaragoza. S.

1999    “Shadow”, Galería Nova Imagem, Oporto (Portugal). S.

1999    “In Breeding”, Espacio de Arte Contemporáneo El Gallo. Salamanca. S.

1999    “In Breeding”, Centro de Exposiciones San Jorge. C. de Cultura. Cáceres. S.

1999    “Tarazona Fotos”, Excma. Diputación de Zaragoza. C.

1999    “Fotografía Extremeña Contemporánea, 1979-1999”, Consejería de Cultura, Salas de Exposiciones de Cáceres y Badajoz. C.

1998    “In Breeding”, Colegio de Arquitectos de Extremadura. Badajoz. S.

1997    “Arte Actual Extremeño”, Mancomunidad Tajo Salor. (Itinerante) C.

1996    “Del color y la forma”, Galería Acuarela. Badajoz. S.

1995    “Momentos”, Biblioteca Pública de Cáceres. S.

1995    “La luz”, Universidad de Extremadura. Badajoz. S.

1993    “Mirar la luz”, Sala de Cultura, Consejería de Cultura. Badajoz. S.

1992    “Mirar la luz”, Galería Lunkova. Praga (Checoslovaquia). S.

1991    “Fotografía Actual en Extremadura”, Sala de Exposiciones C. de Cultura. Badajoz. S.

1991    “El Espacio Integrado”, Tartessos. Barcelona. S.

1988    “El Espacio Integrado”, Galería Buttler. Los Ángeles (EEUU). S.

1988    “Spanish Photomontage”, Photographers Gallery. Londres (Gran Bretaña). C.

1987    “Spanish Photomontage”, Galería Lieberman and Saul. Nueva York (EEUU) C.

1986    “El Espacio Integrado”, Círculo de Bellas Artes. Madrid. S.

1985    “Sensaciones”, Caja de Ahorros de Bilbao. Bilbao. S.

1985    “Del otro lado”, Galería Simen. Lima (Perú). S.

1984    “Bienal de fotografía creativa”, Barcelona. AF de Cataluña. C.

1980    “Lebatzamu de fotografía”. Sala de cultura de Bermeo. Vizcaya. S.

OBRA EN COLECCIONES

  • Fundación Bund Gegen Anpassung, Alemania.
  •  Colección Adolfo Llamas.
  • Colección Cidoncha. Centro de Arte Contemporáneo de Alcobendas, Madrid
  • Departamento de Fotografía de la Biblioteca Nacional de París.
  • Museo de Fotografía de Estocolmo (Suecia)
  • Museo de Arte e Historia. Friburgo (Alemania).
  • Museo de Fotografía de la George Eastman Kodak. Rochester (EE.UU.)
  • Departamento de Fotografía de la Universidad de California (EEUU)
  • Centro de Arte Reina Sofía, Madrid. Colección de archivo Cuatro Direcciones.
  • Museo Extremeño e Iberoamericano de Arte Contemporáneo, MEIAC, Badajoz.
  • Fundación Academia Europea de Yuste. Cuacos de Yuste (Cáceres)
  • Fundación Otto Sheelerts (Alemania)
  • Galería Railowsky de Valencia
  • Colección Juan Redón. Barcelona
  • Galería Lunkova. Praga (Checoslovaquia)
  • Galería El Gallo. Salamanca
  • Galería Tula Prinst. Córdoba
  • Galería Ciclorama. Valencia
  • Galería PRO-40. Zaragoza
  • Colección Joan Esteva. Barcelona
  • Colección MR Peralta. Madrid
  • Colección Jorge de Mingo. Valencia
  • Colección Adsuara. Valencia
  • Colección José Mª Pagador
  • Fundación Caja de Badajoz

PUBLICACIONES COLECTIVAS

La Máquina Contemporánea (Arte y Cultura). “Colección CIDONCHA” (Madrid)

En Privat 2 L opció desamable. (Palma de Mallorca)

The Best of International Nudes Photography. Feierabend. Alemania.2010

Ketzerbriefe de la Bund gegen Anpassung (Alemania)

Diccionario Espasa Calpe de la Fotografía.

La Centena, Junta de Extremadura. 1987

Cuadernos Escolares, Biblioteca de Extremadura-Consejería de Cultura.2006

Fotografía Inquieta, Railowsky. 2004

Mini New Book, Ed. Kliczkowsky, Madrid, 2003.

Nudex indexx, Ed. Feierabend, Berlín, 2002.

Miradas cruzadas, Editora Regional de Extremadura. Academia Europea de Yuste.

Ecce Homo, Ed. Vértigo Publishers, Barcelona, 2001.

A.F.E. 20 años, VV.AA., Diputación Provincial de Badajoz, Badajoz, 2000.

Tarazona-Foto. 1999, VV.AA., Excma. Diputación de Zaragoza, Zaragoza, 1999.

El libro de oro del Arte Extremeño, VV.AA., Hoy, Badajoz, 2000.

Fotografía Extremeña Contemporánea. 1979-1999, Martínez Zamora, E., Consejería de Cultura, Mérida, 2000.

Cuatro Direcciones. Fotografía Contemporánea Española, Lumwerg Editores. Centro de Arte Reina Sofia. 1992.

Fotografía Actual en Extremadura, I. Sougez, Marie-Loup, et. Al. Editora Regional de Extremadura, Mérida, 1991.

Plástica Extremeña, Lozano Bartolozzi, M.M., et. Al. Caja de Badajoz, Badajoz, 1990.

EDICIONES DE COLECCIONISMO

Carpeta Railowsky 2003 (Carlos Cánovas, Juan Manuel Castro Prieto, JAM Montoya y Humberto Rivas).

Carpeta “Something”, Gas Edition, 2005. JAM Montoya (Cuatro obras).

Símbolos y Sonámbulos. Fundación Otto Sheelerts (Alemania 2009) Edición de lujo en piel e imágenes en papel fotográfico baritado tradicional. Fotografía Analógica.

Sanctorum. L Art Penultieme/ EPAC (Francia 2009) Edición de lujo en caja y tapas de madera, Edición de 100 ejemplares.

OTRAS REFERENCIAS

  • Numerosos portafolios y portadas en revistas especializadas de difusión nacional e internacional como: Flash Photo, Arte Fotográfico, Zoom, FV Fotovideo Actualidad, La Fotografía Actual, Photo, Diafragma, Village Voice, Corsex, Quark-Italia, etc.
  • Publicaciones en revistas de cultura y arte general como: Qazris, Frontera, Lápiz, La Luna de Madrid, Al Loro, Páginas de Cultura, etc.
  • Múltiples referencias en prensa nacional como La Vanguardia, El Mundo, La Razón, El País, ABC, ALBA, ADN, 20 Minutos, Interviú, Las Artes y las Letras, Alfa y Omega, El Periódico de Catalunya, QUE!, METRO, LA GACETA, TIEMPO, Revista de Libros, El Heraldo de Aragón, etc. Así como en televisión y radio.

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTROS REPORTAJES

Fuli García, el descubrimiento de un gran artista

Gregorio González Perlado, uno de los grandes poetas españoles de hoy

Antonio Eiras, uno de los mejores ilustradores y aerografistas del mundo

Las maravillosas instalaciones de Fernando Pagador

“Campo de sal”, otra lección plástica y ética de Fernando Pagador Otero

No_maps / Sin planes, o el ermitaño que habita dentro de uno mismo

Otra lección de paisaje de David López Panea

“Al borde del mundo”, el magisterio de un artista inmenso

El habitante de una ‘Mérida incierta’

“Comité de Instrucción Visual”, la idiosincrasia imperial británica al desnudo

Dolores Tomás: la pasión rusa

Rodrigo Tavera Mendoza: “Yo quiero a los animales”

S.O.S.TENIBLE. La esperada exposición de Fernando Pagador en la Comunidad Valenciana

Isaías “El Chapas”, la delicada metáfora estética de Alfonso Doncel

“El secreto de la vida”. Éxito de Alfonso Doncel en la Fundación Osborne

El encanto de la mujer madura

López Panea, paisajista esencial