Yo también sufrí la (presunta) censura de Iván Redondo

Mis artículos críticos con el PP y con Monago en El Periódico Extremadura motivaron su censura, su prohibición y mi consiguiente dimisión

545
José Mª Pagador también sufrió la censura en la etapa de Monago y Redondo. PROPRONews
José Mª Pagador también sufrió la censura en la etapa de Monago y Redondo. PROPRONews

El Periódico Extremadura y demás medios del Grupo Zeta en Extremadura publicaron regularmente desde 1990 hasta 2015 mis artículos semanales. En dichos artículos fui crítico con todo abuso de poder, viniera de donde viniese, sin distinción de ideología ni siglas. Pero todo se torció cuando José Antonio Monago ganó las elecciones autonómicas de 2011 y nombró a su “gurú”, Iván Redondo, jefe del Gabinete de la Presidencia de la Junta de Extremadura. Desde entonces empezaron las presiones del medio para que yo no fuese tan crítico con el PP, hasta que en abril de 2015 se me censuró íntegro el artículo que puede leerse en esta información, y que había permanecido inédito desde entonces.

La censura de mi artículo fue uno de los motivos que me llevaron a fundar PROPRONews, donde todos los que hacemos el periódico ejercemos la información y la crítica sin cortapisa de clase alguna. Ocurrió el 23 de abril de 2015, jueves. Mi artículo se refería a la caída en desgracia de Rodrigo Rato en el PP, tras los chanchullos que los lectores seguramente recuerdan. Se titulaba Desratización y aludía a que no era solo Rato, y a que el partido debía “desratizarse” por entero, de abajo arriba y de arriba abajo, una crítica que, vistos los escándalos de Gürtel y Operación Kitchen, entre otros, que salpican ya de lleno al propio Mariano Rajoy y a diversos miembros de su gobierno, resultó profética. Pero, claro, tropecé con la influencia de Redondo sobre el medio donde hasta ese día había publicado mis columnas.


Esta información es aneja a la titulada “Iván Redondo, desenmascarado por el nuevo director de ABC”.


Mi artículo de aquel día, en mi sección, LO QUE YO DIGO, que ofrezco ahora en primicia a mis lectores y lectoras después de más de cinco años inédito, decía así:

DESRATIZACIÓN

“Este raticidio (la defenestración de Rato por el PP) huele muy mal. Estoy convencido de que en lo de Rato hay gato encerrado. El raticida empleado suscita muchas dudas. La primera de ellas es la deficiente calidad del producto, cuya principal propiedad debe ser la erradicación de las raterías, de todas, no la exhibición de una de ellas para tapar las demás. De donde se infiere que la segunda virtud de todo buen raticida ha de ser la universalidad, es decir, su capacidad de acabar con ratas y ratones sin hacer distingos. Pero este raticida que aplica el PP tiene un evidente carácter selectivo, es decir, elimina a unos rateros y a otros no. Debe de ser que el Gobierno ha secuenciado el genoma de los que roban, que son incontables, y, habiendo hallado el gen de los intocables, que todos sabemos quiénes son, ha sintetizado un raticida que les hace inmunes a sus efectos y solo afecta a los caídos en desgracia. Otro fallo del Raticida PP es su falta de rapidez. Un buen raticida debe tener efectos inmediatos. Pero éste elimina a las ratas, a los ratones y a los rateros a cuentagotas y, además, cuando llevan ya demasiado tiempo haciendo de las suyas y han tenido ocasiones sobradas para realizar mil raterías, quedarse con lo nuestro y poner a salvo el botín en guaridas alejadas del suelo patrio.

La muerte política y social de Rato -que no la económica, pues le ha dado tiempo sobrado de poner a buen recaudo su fortuna- no es lo que se nos quiere hacer ver, sino una burda maniobra de distracción, para que sigamos centrando nuestra atención en esos pocos roedores caídos en desgracia y no nos acordemos de que la madriguera central, pagada en negro, cobija todavía a los principales responsables de la ratización de España. Los treinta mil amnistiados fiscales, de los que al menos en 714 hay indicios de delito, son algunos de los ratones que siguen al flautista de Génova. Pero lo que hay que hacer es, además de desratizar de Gürtell para abajo, es desratizar de Gürtell para arriba. Mientras, el raticidio de Rato no parece otra cosa que una pantalla para salvar al resto de los roedores. El afán desratizador del PP vuelve a quedar de manifiesto al poner de nuevo de candidata a Aguirre, la madre de todos los ratones de Madrid. No importa. Incluso, mejor. Porque el verdadero raticida está ya preparado para el 24 de mayo (fecha de las siguientes elecciones) y lo va a aplicar el pueblo. Lo de Rato no es nada. La verdadera desratización viene ahora.

José Mª Pagador.”

LA PROHIBICIÓN

En la misma fecha me llamó el director de los medios del Grupo Zeta en Extremadura, Miguel Ángel Muñoz, quien me comunicó que mi artículo no se iba a publicar. Como no me dio razón alguna convincente para justificar su decisión, le dije que consideraba tal hecho como una práctica de censura contra mí, le transmití mis sospechas de que detrás estaba la mano del Gabinete de la Presidencia de la Junta de Extremadura y le insté a reconsiderar su decisión, con advertencia de mi inmediata dimisión si no lo hacía.


Los tentáculos del “gurú” entonces de Monago llegaban en forma de castigos y premios a los medios, según fuesen “obedientes” o no.


Dado que el director se mantuvo en su negativa sin que me diera ninguna razón válida, dimití en ese momento como columnista de dichos periódicos y le envié la siguiente carta abierta, que tampoco se dignó publicar:

CARTA ABIERTA A LOS LECTORES DE EL PERIÓDICO EXTREMADURA

“Lectoras y lectores de mi columna semanal en El Periódico Extremadura y en La Crónica de Badajoz, se han interesado en el día de hoy por la ausencia de mi colaboración en ambos medios, en la sección “Lo que yo digo”. A fin de aclarar las causas de dicha ausencia, a través de la presente carta abierta comunico lo siguiente:

1.- Entregué mi nueva columna para este jueves -titulada “Desratización”, sobre el escándalo Rato y otros que afectan al PP- en ambos periódicos el pasado martes.

2.- Avanzada la tarde del miércoles, víspera de su publicación, recibí una llamada telefónica del director de ambos medios, Miguel Ángel Muñoz, comunicándome que “las colaboraciones políticas quedaban suspendidas hasta pasadas las elecciones autonómicas y municipales y que después de dichas elecciones volveríamos a hablar”. Le pregunté si iba a publicar mi columna que ya tenía en su poder y me dijo que no.

3.- Realizadas las oportunas averiguaciones, he podido constatar que soy el único colaborador de dichos medios al que se le prohíbe publicar su columna, y que otros periodistas y colaboradores siguen publicando comentarios políticos, de donde se deduce que no se suspenden todos los comentarios políticos -en aras de una supuesta neutralidad del medio en período electoral- sino solo los míos, y por ser críticos con el PP, lo que representa un claro atentado a mi libertad de expresión y al derecho de los lectores a recibir opiniones plurales.

4.- Dicha decisión del director contraviene el espíritu de independencia, libertad y pluralidad que, desde la fundación del Grupo Zeta, por D. Antonio Asensio Pizarro, ha caracterizado a dicho grupo.

5.- Vengo colaborando de forma prácticamente semanal con El Periódico Extremadura desde el 1 de enero de 1990, fecha del primer contrato que suscribí, no por iniciativa mía sino a petición de dicho medio. El contrato fue renovado, de nuevo a petición del entonces director del medio, D. Antonio Tinoco Ardila, el 1 de mayo de 2007.

6.- En el transcurso de estos 25 años de colaboración he podido publicar con plena libertad mis “artículos de opinión” -así menciona textualmente lo que se me requiere en los correspondientes contratos redactados por el propio periódico- en los medios del Grupo Zeta en Extremadura. Eso ha venido siendo posible con toda normalidad hasta que se hizo cargo de la dirección D. Miguel Ángel Muñoz, que ya me ha censurado con anterioridad algún artículo, pero solo cuando éste era crítico con el presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, o con el Gobierno del PP, sin que nunca haya puesto la menor traba a columnas mías referidas a otros partidos, como, por ejemplo, cuando he criticado el escándalo de los EREs de Andalucía.

7.-No quisiera pensar que la suspensión de mi columna semanal tiene algo que ver con presiones del entorno del presidente Monago o con la cuantiosa ayuda económica que El Periódico de Extremadura y La Crónica de Badajoz reciben de la Junta de Extremadura y de Ayuntamientos y otras instituciones y organismos gobernador por el PP en la región, ayuda -pagada en dinero público- que se concreta a través de abundante publicidad institucional y de otras vías (El escándalo de la publicidad institucional: despilfarro y compra de voluntades), y que representa un capítulo muy importante -tal vez el mayor- en el presupuesto anual de ingresos de dichos medios (… Y Fernández Vara cumplió su promesa). (Nota: los dos enlaces incluidos ahora en este punto 7º se refieren a informaciones publicadas años después en PROPRONews, pero que ilustran acerca de lo que se dice en esta carta).

8.- Por todo ello, y apelando a la profesionalidad del director de ambos periódicos, a su sentido de la ética y a su deber de garantizar la libertad de expresión en sus medios, le solicito públicamente que publique mi columna de esta semana, y la siga publicando sin interrupción, sin dejarse influir por presiones externas ajenas al funcionamiento de un periódico, y menos en pleno siglo XXI.

9.- Me reservo las acciones profesionales, legales, sociales y ciudadanas que me corresponden, en el caso de que esta carta abierta no sea publicada en ambos medios y se siga silenciando mi columna, realizada en el ámbito de un contrato legalmente en vigor y sometida en este momento a una censura absolutamente inadmisible.

José Mª Pagador Otero/Periodista”.

Nada de esto surtió efecto y, por tanto, abandoné automáticamente mi colaboración con esos medios. Gracias a eso existe hoy PROPRONews.

Lo narrado ocurrió un mes antes de las elecciones autonómicas del 24 de mayo de 2015, primera vez que Monago se presentaba a la reelección después de su victoria de 2011. En esas elecciones,y contra los triunfalistas pronósticos de Iván Redondo difundidos a través de El Periódico Extremadura (El PP mantiene la mayoría y el PSOE pierde casi 13 puntos en Extremadura), el PSOE no solo no perdió punto alguno sino que ganó los comicios, y Monago se hundió y perdió cuatro diputados, siendo el primer presidente autonómico de Extremadura y seguramente el primero de España que no revalidaba mandato. Así pues, de nada les sirvieron las maniobras de todo tipo que urdieron antes de dichas elecciones, entre ellas, la de silenciarme. Todo locontrario. El tiro les salió por la culata.

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Sus últimos libros publicados son 74 sonetos (poesía, Fundación Academia Europea de Yuste), Los pecados increíbles (novela, De la Luna Libros), Susana y los hombres (relatos, Editora Regional de Extremadura) y El Viaje del Tiburón (novela, Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTRAS INFORMACIONES

Iván Redondo, desenmascarado por el nuevo director de ABC

Iván Redondo y el “gatillazo” de Nadia Calviño

Grave responsabilidad de Iván Redondo en la imprevisión de la crisis del coronavirus

Iván Redondo desprecia a la ciudadanía y a los medios

10-N: consumada para Pedro Sánchez la catástrofe que PROPRONews viene pronosticando desde que contrató al “gurú”

Desmontando a Iván Redondo (1)

10-N: la maldición de Iván Redondo parece empezar a consumarse

Iván Redondo, un peligro en la sala de máquinas de Moncloa

El no a Iceta, consecuencia de otra pifia de Iván Redondo

La maldición de Iván Redondo

Cifras que prueban “la maldición” de Iván Redondo

Con Iván Redondo, Pedro Sánchez ha metido en La Moncloa a “un mentiroso compulsivo”

Aportamos en exclusiva las pruebas de que Iván Redondo miente

Rasputín gobierna España