El Tercer Contrato Social de la Educación y su aplicación práctica a la escuela en 10 pasos

El nuevo Contrato Social de la Educación debe ser una prioridad para el mundo. En la imagen, la Asamblea General de la ONU.
El nuevo Contrato Social de la Educación debe ser una prioridad para el mundo. En la imagen, la Asamblea General de la ONU.

En este artículo vamos a abordar la necesidad de un Tercer Contrato Social de la Educación y los 10 pasos para su aplicación práctica al sistema educativo, ofreciendo un itinerario a gobiernos, instituciones, profesionales y organismos internacionales para su implantación a través de una hoja de ruta que iremos revelando en posteriores trabajos. Tras la exposición teórica previa publicada recientemente en este periódico (El Tercer Contrato Social de la Educación), empezamos a desarrollar hoy la exposición del modus operandi de un proceso vital para los sistemas educativos de España y de todo el mundo.

Juan Carlos Casco Casco
Juan Carlos Casco Casco
El doctor Telémaco Talavera
El doctor Telémaco Talavera

La mayoría de nuestros padres y abuelos nacidos en la primera mitad del siglo XX aceptaron un contrato social que les proponía el siguiente itinerario educativo: “aprende las cosas básicas para desenvolverte en la vida, desarrolla disciplina y obediencia, luego aprende un oficio y tendrás un trabajo digno para ganarte la vida…”.

Los nacidos en la segunda mitad del siglo XX tuvimos más suerte y nos encontramos con otro contrato social que ampliaba nuestras posibilidades educativas y laborales bajo este enunciado: “estudia mucho, esfuérzate, saca buenas notas, haz una carrera y tendrás un buen trabajo de por vida…”.


La propuesta para el Tercer Contrato Social de la Educación es “descubre tu pasión, aprende a lo largo de la vida, cultiva nuevas competencias y habilidades, hazte cargo de inventar tu trabajo…”


Los venidos al mundo a finales del siglo XX y principios del XXI han tenido la mala fortuna de verse obligados a firmar el mismo contrato que sus padres, cuando la realidad de su mundo es radicalmente distinta.

Las grandes transformaciones y disrupciones que estamos experimentando en el ámbito económico, social o laboral, están reclamando a gritos un Tercer Contrato Social de la Educación, cuyos rasgos definitorios comienzan a entreverse en torno al siguiente enunciado: “descubre tu pasión, aprende a lo largo de la vida, cultiva nuevas competencias y habilidades, hazte cargo de inventar tu trabajo…”.

El Primer Contrato Social de la Educación se basaba en la adquisición de competencias básicas (matemáticas, lenguaje, conocimiento del medio, historia…); el Segundo tenía su fuerte en las competencias técnicas asociadas al desempeño de una profesión que se obtenían principalmente a través del estudio de una carrera; el Tercero tendrá su fuerte en la adquisición de las competencias genéricas (competencias clave para el siglo XXI o soft skills).

GRAN DESAFÍO

Nuestros jóvenes tienen un desafío mucho mayor que sus padres o abuelos porque para desenvolverse en su mundo tendrán que formarse a lo largo de la vida (aprender, desaprender, reaprender), y además adquirir competencias genéricas (innovación, emprendimiento, liderazgo) con las que inventarse su trabajo. Unas exigencias educativas mayores que las de sus progenitores, con la dificultad añadida de que esas competencias clave no se adquieren a su paso por el sistema educativo.


Nuestros jóvenes tienen un desafío mucho mayor que sus padres y abuelos, porque para desenvolverse en su mundo tendrán que formarse a lo largo de la vida y además adquirir competencias genéricas con las que inventarse su trabajo.


Para que el Tercer Contrato Social de la Educación se implante, es necesario que la escuela (sistema educativo) pueda formar a los jóvenes en las competencias genéricas en las que se sustanciará el nuevo contrato. Aunque dichas competencias están enunciadas en las leyes educativas de muchos países, éstas no se adquieren por ciencia infusa, precisan de un desarrollo metodológico, herramientas, metodologías de aprendizaje y capacitación del profesorado para su enseñanza/aprendizaje, etc. Ahí está una de las principales claves para nuclear el Tercer Contrato Social de la Educación.

El Tercer Contrato Social de la Educación y su aplicación práctica a la escuela en 10 pasos.Una hoja de ruta para implementar en la escuela el Tercer Contrato Social de la Educación requiere:

  1. Liderazgo político: declaración formal de un nuevo futuro para la educación y convocatoria a todos los actores del sistema educativo para hacerlo realidad.
  2. Acción concertada de las organizaciones sociales y educativas (amplio acuerdo social).
  3. Empoderamiento de la comunidad educativa para hacer el cambio.
  4. Implicación de los centros educativos.
  5. Participación activa del profesorado desde el primer momento.
  6. Un modelo con una programación y hoja de ruta realista desde las siguientes premisas: que suponga un coste asumible y que pueda aplicarse inicialmente de forma horizontal en los planes de estudios existentes.
  7. Formación masiva del profesorado para el aprendizaje de las competencias genéricas y nuevas metodologías educativas para la creatividad, la innovación, el emprendimiento y el liderazgo; a través de cursos MOOC con refuerzo puntual mediante acciones presenciales.
  8. Nuevo objetivo universal del sistema educativo: que cada estudiante desarrolle su proyecto vital en su paso por la formación básica, media y superior (1 estudiante / 1 proyecto vital), desde la metodología de la Educación Basada en Proyectos o similares.
  9. Readaptación paulatina del currículo educativo a los apartados anteriores para su rediseño gradual, al objeto de adecuar los planes y programas de estudios a las realidades sociales, económicas y laborales del siglo XXI.
  10. Alinear y orquestar todas las fuerzas del cambio: arriba/abajo (liderazgo político y de las organizaciones educativas ), abajo/arriba (complicidad de toda la comunidad educativa, estudiantes, padres, madres, profesores…), e izquierda/derecha (diferentes sensibilidades, medios de comunicación, organizaciones sociales…).

Los cambios necesarios en la educación son de tanto calado y tan urgentes, que no es posible demorarlos por más tiempo. Tampoco podemos hacerlo de manera precipitada, por el riesgo de tensionar un sistema refractario al cambio y sujeto a una fuerte inercia histórica.

Para abordar el cambio educativo vamos a poner en la mesa de los gobiernos y organismos internacionales un TERCER CONTRATO SOCIAL DE LA EDUCACIÓN, para comenzar a construir hoy la educación del mañana con la mente puesta en 2050.

Los gobiernos e instituciones que quieran dar este gran paso histórico pueden contar con nuestra ayuda.

Adelante!!!

(Juan Carlos Casco Casco es un experto y consultor en Prospectiva, Educación y Emprendimiento de prestigio internacional y actividad en España y en diferentes países de Europa y Latinoamérica).

(Telémaco Talavera es Doctor Ingeniero Agrónomo, Rector Emérito de las Universidades Nacional Agraria y Nacional Autónoma de León (Nicaragua), Doctor Honoris Causa por las Universidades de Ciencias Agrícolas (Suecia) y Dubna International University (Rusia), entre otras, e investigador, escritor y articulista de prestigio internacional).

SOBRE LOS AUTORES

Juan Carlos Casco se incorpora al equipo

Emprendedorex

Telémaco Talavera, un intelectual de proyección mundial, nuevo colaborador de PROPRONews

OTROS ARTÍCULOS

El Tercer Contrato Social de la Educación

Contradicciones y retos de la Humanidad en el tiempo presente

¡Cuidado!, trabajo y empleo no son sinónimos

Crear un millón de nuevos emprendedores en España, un reto posible

Un caso real de transformación educativa rentable y 8 secretos para hacerlo

Experiencias prácticas de innovación educativa en España y en otros países

La inversión más rentable del mundo

Aprender a aprender: una técnica nueva para hacerlo a lo largo de toda la vida

Nuevos mundos hijos de los avances científicos y tecnológicos

Nuevos mundos y espacios de poder

O cambiamos la educación ahora ¡o nos vamos todos a la…!

Nos educan para ser pobres

¡Rebélate contra esta educación del siglo XIX!

¿Qué quieres estudiar? (una pregunta incorrecta)

Las grandes mentiras de la Educación

Cinco prácticas básicas para tener éxito en la creación de una empresa

Manual de instrucciones para líderes de hoy

El curriculum del siglo XXI

La revolución de los knowmads